Josep Rull es designado presidente del Parlament de Cataluña en una votación ajustada

Josep Rull, nuevo presidente del Parlament catalán. / @juntsxterrassa_.
Josep Rull, nuevo presidente del Parlament catalán. / @juntsxterrassa_.
Rull ha sido elegido como el nuevo presidente del Parlament de Cataluña con 59 votos a favor, superando a Silvia Paneque del PSC. Esta elección, fruto de un acuerdo entre las fuerzas independentistas, podría tener implicaciones significativas en la política catalana.
Josep Rull es designado presidente del Parlament de Cataluña en una votación ajustada

Josep Rull, político posconvergente y una figura destacada en el ámbito político catalán, se ha convertido en el nuevo presidente del Parlament tras una votación ajustada. Durante la sesión, Rull mostró cierto nerviosismo en su escaño, reflejando la importancia de este momento político.

La elección de Rull se produjo luego de un acuerdo entre los partidos independentistas, con ERC inicialmente proponiendo a Laura Vilagrà, pero finalmente respaldando la candidatura de Junts. La CUP, a pesar de sus reservas hacia ciertas políticas de Junts, también validó la elección de Rull debido a su participación en el proceso independentista.

Esta elección tiene implicaciones significativas, ya que una presidencia independentista en la Cámara podría facilitar la propuesta de Carles Puigdemont antes que la de Salvador Illa en una eventual investidura. Sin embargo, la aritmética parlamentaria actual no respalda las aspiraciones de Puigdemont. La fecha más probable para la sesión de investidura sería el 25 de junio, según lo establecido por el reglamento.

Con la confirmación de Rull como presidente del Parlament, la atención se centra ahora en la composición de la Mesa, que modera los debates parlamentarios y toma decisiones importantes para la acción legislativa. La mayoría independentista en la Mesa sería crucial para determinar el rumbo político de Cataluña en los próximos tiempos.

Josep Rull, quien fue condenado por su participación en el proceso independentista y posteriormente indultado, está pendiente de la aplicación de la ley de amnistía. Su elección como presidente del Parlament marca un hito en la política catalana y plantea nuevos desafíos y oportunidades para todas las fuerzas políticas involucradas.

La primera votación para la presidencia del Parlament no produjo una mayoría absoluta, lo que llevó a una segunda votación entre Silvia Paneque del PSC y Josep Rull de Junts. Los votos de Puigdemont, Puig y Wagensberg fueron introducidos en la urna mediante voto delegado, pero el Tribunal Constitucional ha anunciado que los anulará si se presenta un recurso de amparo, medida que el PP ya ha anunciado que tomará.

La jornada estuvo marcada por la petición de Vox para reconsiderar los votos de los diputados ausentes, lo que fue rechazado por el portavoz del grupo. Vox ha anunciado que se querellará contra los miembros de la mesa de edad por "desobediencia y prevaricación". @mundiario

Comentarios