Buscar

¿Irene Lozano sabe realmente lo que es la marca-país?

Parece ignorar que el término marca-país o country-brand surge de la necesidad que sienten los gobiernos y los sectores económicos –también culturales, sociales y deportivos– de construir una identidad propia frente a los mercados internacionales.

¿Irene Lozano sabe realmente lo que es la marca-país?
Irene Lozano. / Foro de la Nueva Economía
Irene Lozano. / Foro de la Nueva Economía

Firma

José Luis Gómez

José Luis Gómez

El autor, JOSÉ LUIS GÓMEZ, es el fundador de MUNDIARIO. También es columnista de la agencia Europa Press, tertuliano de la TVG y de la Radio Galega, y colaborador de La Región. Es el editor del Anuario del Foro Económico de Galicia. Dirigió Capital, Xornal y La Voz de Galicia y fue director editorial de Grupo Zeta. Es autor, entre otros, del libro Cómo salir de esta. @J_L_Gomez

Se supone que España Global –antes Marca España– tiene como objetivo mejorar la percepción del país en el extranjero y entre los propios españoles. La secretaria de Estado para la España Global, Irene Lozano, afirmó este miércoles en el Foro de la Nueva Economía que España jugó "durante años" por "debajo de su potencial internacional" a la hora de articular una estrategia que la "fortaleciese" como democracia.

Ni que estuviera España esperando a su llegada a un segundo nivel del Gobierno de Pedro Sánchez... Pero así se pronunció Irene Lozano en un desayuno informativo organizado en Madrid por Nueva Economía Fórum, en el que defendió que la España Global "no es una campaña publicitaria", sino una herramienta que forma parte de la "política medular" del Ministerio de Asuntos Exteriores. Casi nada...

Una visión simplista

¿Irene Lozano sabe realmente lo que es la marca-país? En su visión reduccionista –solo gubernamental–, parece ignorar que el término marca-país o country-brand surge de la necesidad que sienten los gobiernos y los sectores económicos –también culturales, sociales y deportivos– de construir una identidad propia frente a los mercados internacionales

Irene Lozano dijo que "durante años" España ha jugado por "debajo de su potencial" en lo concerniente a dotarse de una estrategia que la "fortaleciese" como democracia y achacó ese supuesto lastre al hecho de que el país ha estado "varios lustros ensimismado y olvidando lo que España puede hacer en el mundo". ¿Se refiere a la etapa del presidente Felipe González, en la que España tuvo su mejor imagen en el mundo, sin necesidad de ninguna España Global? ¿De qué está hablando realmente Irene Lozano

Ningunea a Francia, el primer socio de España

La secretaria de Estado para la España Global también dijo que 40 años después de la aprobación de la Constitución, el país puede presumir de ser una "democracia plena" que, "en muchos aspectos", supera a países como Francia e Italia. Menuda diplomática que está hecha con estas odiosas comparaciones, incluyendo a Francia –el primer socio comercial de España en el mundo–, nada menos que la cuna de la libertad, la igualdad y la fraternidad.

Con un lenguaje simplista, la secretaria de Estado para la España Global propuso dirigirse "a las sociedades" para explicar "cómo es un país", porque "si no lo haces otros lo harán por ti, en ocasiones quienes no te quieren bien, como nos ha pasado a nosotros". A respecto señaló que España no es el único país que se ocupa en "contrarrestar aquellas campañas de desinformación que desde fuera o desde dentro ansían un objetivo político" y en su batiburrillo puso de manifiesto que la Unión Europea también está comprometida en el combate contra "las noticias falseadas y la desinformación", según ella el "gran desafío al que se enfrenta la democracia".
 
Por último, Irene Lozano dijo que es "muy necesario" articular un relato de España hacia Cataluña –¿no será más bien un relato de España en Cataluña?–, pero desvinculó su creación de la clase política y trasladó esa responsabilidad a "esa mitad de la sociedad catalana que cree en España". ¿Prescindirá de la otra mitad o la evangelizará?, podríamos preguntarle. Eso sí, para la secretaria de Estado para la España Global el juicio a los líderes independentistas catalanes en el Tribunal Supremo pone de manifiesto la "imagen de un país cuyo Estado de Derecho funciona". Y tras evocar la figura de Concepción Arenal, con su cita "odia el delito y compadece al delincuente"Irene Lozano confesó que este martes sintió "compasión" –sic–, si bien dejó claro que "en un país serio y en todo Estado de Derecho cuando se vulnera la ley hay un juicio". Para nota...

Borrell sí sabe de lo que habla

El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Josep Borrell –presentador de la secretaria de Estado de la España Global, Irene Lozano–, demostró que sí sabe de lo que habla y apuntó en su análisis político que el "gran objetivo" de los independentistas catalanes es "internacionalizar" el "conflicto" territorial que sufre España, por lo que reprochó a "algunos" su pretensión de "ayudarles en esa confusión", ya que "a río revuelto, ganancia de pescadores".

Según informa Nueva Economía Fórum, el ministro Josep Borrell comentó que este martes tuvo una reunión en la sede de Exteriores con todos los ministros de la UE acreditados en España, un encuentro que el "azar" quiso que coincidiera con el inicio del juicio del procés y con el debate en el Pleno del Congreso de los Diputados sobre las enmiendas de totalidad presentadas para rechazar el proyecto de Presupuestos Generales del Estado. Calificó de "excelente" y "muy amistoso" dicho encuentro y aseveró que en él constató que "no hay un sólo gobierno en Europa que no apoye al Ejecutivo". Según el ministro, "a ninguno se le pasa por la cabeza un reconocimiento de la república catalana". Esto le sirvió para manifestar que "pueden estar tranquilos: el mundo sabe muy bien lo que está pasando".
 
Josep Borrell  comentó que el independentismo catalán "está buscando desesperadamente" dar la imagen de que en España "hay o va a haber una mediación internacional" y apuntó que "ese es su gran objetivo: internacionalizar el conflicto, hacer creer al mundo que no existe un problema entre catalanes ni entre catalanes y el resto de españoles, sino que hay un conflicto que afecta a la comunidad internacional" y que hace perentorio el establecimiento de un mediador internacional que reúna "en pie de igualdad a los dos gobiernos".
 
El ministro de Asuntos Exteriores cree que no han logrado ese objetivo, a pesar de que "algunos lo hayan dado a entender, como hemos visto estos días en esa fake" que acaeció el pasado domingo, en referencia a la concentración que PP y Cs convocaron en Madrid contra lo que ellos llaman "traición" del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Insistió en que los independentistas están "todo el día minando propagandísticamente nuestras instituciones", "haciendo creer que España un día es como Eslovenia, otro día como Kosovo. Lo más guapo que nos dicen es que somos como Turquía". "Ese camino no les llevará a ninguna parte, pero es su estrategia", advirtió Josep Borrell. @mundiario