Buscar

MUNDIARIO

Irán amenaza a EE UU con atacar sus bases militares en Oriente Medio

El régimen persa ha advertido al de Washington de que puede desatarse “la más grande guerra contra el más grande enemigo”. En la Casa Blanca no ha existido respuesta. 
Irán amenaza a EE UU con atacar sus bases militares en Oriente Medio
Hassan Rouhanni, presidente de Irán.
Hassan Rouhanni, presidente de Irán.

Firma

Rodrigo Chillitupa Tantas

Rodrigo Chillitupa Tantas

El autor, RODRIGO CHILLITUPA TANTAS, escribe en MUNDIARIO. Es periodista peruano de la Universidad Jaime Bausate y Meza. Trabajó como redactor en los periódicos Todo Sport, Nuevo Sol y el Grupo La República. Fue corresponsal en Lima de Segundo Enfoque de Argentina. Actualmente colabora con la revista CARETAS. @mundiario

La disputa entre Irán y EE UU ha vuelto a llegar a límites peligrosos. El régimen persa ha avisado a Washington de que hay un arsenal de misiles balísticos que están dispuestos para atacar sus 21 bases militares en el Medio Oriente. “Irán es la cuarta potencia misilística del mundo luego de Estados Unidos, Rusia y China”, dijo el general Allahnoor Noorollahi durante las conmemoraciones por los 40 años de la formación de la fuerza paramilitar Basij. “Debo decir, 21 de estas bases constituyen blancos para nuestros misiles. La OTAN misma anuncia que nuestras 110 bases de lanzamiento pueden disparar 20.000 misiles al día. Esto dicen nuestros enemigos, pero es sólo parte de nuestra capacidad”, explicó.

Como sea, Teherán y Washington vivieron un momento de fricción en junio pasado luego de que Trump asegurara que había ordenado un ataque, para luego retirarlo, tras el derribo de un dron estadounidense por parte de la Guardia Revolucionaria. Las tensiones entre ambos países han ido subiendo desde que Washington abandonara el acuerdo nuclear el año pasado. En septiembre volvieron a lanzarse diversas acusaciones desde septiembre tras el ataque contra las instalaciones petroleras saudíes, del que se han responsabilizado los rebeldes Huthi de Yemen. 

El ataque con drones ha llevado a la Riad a recortar a la mitad temporalmente la producción del crudo del reino, algo que afectará a escala global. El Ministerio de Exteriores iraní ha asegurado que las acusaciones son “mentiras sin sentido”.

Washington  acusó el pasado sábado a Teherán de estar detrás de los bombardeos con drones a instalaciones claves de la petrolera de Arabia Saudí, Aramco. Los incendios han afectado la planta de procesamiento de Abqaiq, la mayor del mundo, y en las infraestructuras de Khurais, el segundo campo de crudo del país. 

El Gobierno estadounidense ha aplicado sanciones al jefe del sistema judicial, Ebrahim Raisi, y Mojtaba Jamenei, segundo hijo del líder supremo a quien su padre le habría delegado gran parte de sus responsabilidades. En esa línea, el jefe de gabinete de Khamenei, Mohamad Mohamadi Golpayegani, y quien es a menudo presentado como la mano derecha del ayatollah, Vahid Haghanian, también fueron incluidos. @mundiario