Buscar

MUNDIARIO

La independencia es cosa de ricos

El independentismo es más popular entre los catalanes con rentas más altas. De hecho, el apoyo a la independencia tiene raíces económicas y de origen social, según Kiko Llaneras. Ese respaldo –constata su estudio– es mayor entre catalanes con padres y abuelos catalanes y con rentas altas. 

La independencia es cosa de ricos
Centro de Barcelona.
Centro de Barcelona.

Firma

Redacción

Redacción

Análisis de la Redacción de MUNDIARIO. Síguenos en Twitter @mundiario

El apoyo a la independencia de Cataluña tiene raíces económicas y de origen social, según un análisis del doctor y (ex) profesor de ingeniería Kiko Llaneras, publicado en El País. Ese respaldo es mayor entre catalanes con padres y abuelos catalanes y con rentas altas.

Entre las personas con "muchas dificultades con sus ingresos" el apoyo solo es del 29%, pero alcanza el 50% entre los que "viven cómodamente".

Según datos del Centro de Estudios de Opinión de la Generalitat, solo un 32% de los catalanes con ingresos familiares inferiores a 900€ quieren la independencia. Son las rentas más altas quienes la apoyan.

Los separatistas son mayoría a partir de 1.800€ de renta mensual. Entre quienes ganan más de 4.000€, el 54% quiere la independencia de Cataluña.

La independencia solo es mayoritaria entre quienes responden "vivimos cómodamente"

La brecha se hace evidente cuando se pregunta a los catalanes por su situación económica. La independencia solo es mayoritaria entre quienes responden "vivimos cómodamente".

Entre las personas con "muchas dificultades" para llegar a fin de mes, solo un tercio son independentistas. Hay más partidarios del no entre los parados, los jubilados y las personas que se declaran de renta "baja" o "media-baja".

El independentismo gana, en cambio, entre los trabajadores del sector público. También tiene más éxito entre las personas con estudios universitarios o posgrado, que es un indicador de clase y predice rentas altas.