Buscar

MUNDIARIO

Iglesias no participará en las negociaciones entre Pedro Sánchez y ERC

El líder de Unidas Podemos ha preferido alejarse de las conversaciones que tendrá el presidente en funciones con los independentistas para lograr sus abstenciones en el sesión de investidura. 

 

Iglesias no participará en las negociaciones entre Pedro Sánchez y ERC
Pedro Sánchez y Pablo Iglesias en una imagen de archivo.
Pedro Sánchez y Pablo Iglesias en una imagen de archivo.

Firma

Rodrigo Chillitupa Tantas

Rodrigo Chillitupa Tantas

El autor, RODRIGO CHILLITUPA TANTAS, escribe en MUNDIARIO. Es periodista peruano de la Universidad Jaime Bausate y Meza. Trabajó como redactor en los periódicos Todo Sport, Nuevo Sol y el Grupo La República. Fue corresponsal en Lima de Segundo Enfoque de Argentina. Actualmente colabora con la revista CARETAS. @mundiario

Pablo Iglesias parece que no desea ser ningún escollo para Pedro Sánchez. El líder de Unidas Podemos ha decidido no interferir ni asomarse por nada en las negociaciones que tenga el presidente en funciones con ERC para lograr su abstención y así formar Gobierno en la Moncloa. Los antecedentes son visibles. De acuerdo a El País, el partido morado intentó mediar entre los socialistas y catalanes por el tema de los Presupuesto, pero fracasó. 

Sánchez va controlar directamente la negociación a través de una de sus personas de la mayor confianza, Adriana Lastra, vicesecretaria general y portavoz parlamentaria del PSOE. Además contará con el apoyo de Carmen Calvo, quien mantiene contacto con con Pere Aragonès, vicepresidente de la Generalitat y hombre fuerte de ERC, para sondear por dónde se podría buscar un punto intermedio. 

Aunque, de acuerdo a El País, Lastra deberá hilar fino en la negociación con Gabriel Rufián, portavoz parlamentario de los republicanos catalanes y persona de confianza de Oriol Junqueras. La elección de Lastra, que siempre ha mantenido buena relación con Rufíán, es un claro síntoma de que Sánchez ha puesto toda la carne en el asador para que salga esta fórmula de investidura.

La negociación puede tener éxito. Desde el Gobierno como desde ERC tienen la idea de que la abstención en la investidura, no es imposible. Sánchez fue muy claro en sus palabras del pasado jueves en La Moncloa, su primera comparecencia ante la prensa con opción de preguntas, que llegó justo después del inicio de las negociaciones con una reunión exploratoria entre Lastra y Rufián.

Sánchez le ha recordado a ERC que este Gobierno en coalición con Unidas Podemos es la única fórmula que puede apostar claramente por el diálogo en la crisis catalana. Los socialistas advierten a sus interlocutores independentistas de que frustrar el acuerdo entre Sánchez e Iglesias sería la mejor manera de abrir la puerta a posiciones extremistas como Vox, acordaría sin duda la intervención de la autonomía a través de la aplicación del artículo 155 de la Constitución. 

Como sea, el PSOE les gustaría mucho más una investidura respaldada por Cs para no depender de ERC, pero es una opción que en las filas socialistas ven cada vez como más improbable. De hecho no bastaría ni siquiera con la abstención del partido de Inés Arrimadas si ERC se fuera al no y arrastrara con ella a sus socios vascos de EH Bildu. Ciudadanos tendría que dar un giro radical a su postura y votar a favor del candidato socialista, una posibilidad que se antoja aún más difícil. @mundiario