Haití anula las elecciones presidenciales y enoja a Europa y Estados Unidos

Ciudadanos de Haití en las elecciones pasadas.
Ciudadanos de Haití en las elecciones pasadas.

El Estado más pobre de toda América decidió finalmente dejar sin validez los comicios de octubre del año pasado para celebrarlos nuevamente en octubre del año entrante. 

Haití anula las elecciones presidenciales y enoja a Europa y Estados Unidos

El caos sigue reinando sobre Haití. El país caribeño, el país con los índices de pobreza más altos en toda América, anuló totalmente los comicios de octubre del año pasado y convocó a unos nuevos para octubre del próximo año. Esta estrategia está sustentada en un supuesto fraude electoral a gran escala, y le permite al presidente interino Jocelerme Privert mantenerse más tiempo en el cargo e impide el ascenso de quien ganó la primera vuelta Jovenel Moïse

Haití es un país que se encuentra al borde del abismo, con índices de pobreza, desnutrición y violencia que no pueden dar menos que lástima, todo por que es devorado por la élite del mismo. En consecuencia, esta súbita decisión ha alterado los ánimos de la Unión Europea Estados Unidos. "El pueblo haitiano merece que su voz sea escuchada y no diferida", se quejó el Departamento de Estado norteamericano. Del lado europeo, la unión decidió retirar su misión de observación internacional, de la cual la socialista española Elena Valenciano estaba a cargo. 

Para poder anular los comicios de manera legal, el Gobierno de Haití creo una comisión llamada Comisión Independiente de Evaluación y Verificación​. La misión de la misma era revisar todas las actas electorales y, tras hacerlo, confirmó que era necesario repetir las elecciones pues no les era posible excluir la posibilidad de que haya habido fraude electoral. En Europa la decisión no fue bien recibida pues su propia misión había dado el visto bueno al proceso, y considera el anunció de la comisión sin ningún fundamento tangible y con serios fallos metodológicos y conceptuales. "La anulación se basa en una hipótesis estadística poco fiable y sin relevancia jurídica así como en alegaciones de fraude no probadas", comentó Valenciano, que por aquello de las dudas agregó "es decir, no hubo fraude masivo".

En el proceso electoral del año pasado, el ganador había sido el prestigioso empresario Jovenel Moïse, quien obtuvo el 32% de los votos. Moïse es nada menos que el abanderado del expresidente Michel Martelly, quien cuenta con el honor de haber sido el primer presidente elegido de forma democrática. Jude Célestin quedó en segundo lugar habiendo obtenido tan sólo el 25% de los votos. Desde que se conocieron esos resultados, Célestin, fiel seguidor del dos veces presidente Réne Préval, se quejó abierta y repetidamente de un presunto fraude en las elecciones, y llegó incluso a decir que la segunda vuelta iba a ser una farsa. Varias protestas en Puerto Príncipe, capital del país, dieron como conclusión final la cancelación hasta el próximo año de las elecciones. 

De acuerdo a expertos, este anuncio de cancelación favorece sin duda a Célestin, un candidato que está al servicio de los intereses de la élite que tiene en la miseria a su país. Con la comisión europea retirada de la isla caribeña, muchos temen que la violencia se rebalse, pues la situación en Haití es de miseria total por la crisis económica, una implacable sequía en todo su territorio y los efectos del terremoto de 2010 todavía presentes. El presidente interino ha hecho un llamado a la paz y a evitar la violencia, pero se espera que no sirva de mucho.

Haití anula las elecciones presidenciales y enoja a Europa y Estados Unidos
Comentarios