Buscar
SEMrush

Un guiño de ojo desata la polémica entre una diputada del PP y Rufián

El altercado caldeó el ambiente y provocó que Escudero abandonase su puesto en la Mesa de la comisión y se marchase de la sala para expresar su malestar por la "falta de respeto" de Rufián.

Un guiño de ojo desata la polémica entre una diputada del PP y Rufián
Gabriel Rufián. / @Esquerra_ERC (Twitter)
Gabriel Rufián. / @Esquerra_ERC (Twitter)

Firma

Tatiana Ferrín

Tatiana Ferrín

La autora, TATIANA FERRÍN, es hispano-venezolana y tiene más de 10 años de experiencia en medios digitales. Trabajó en diarios de Caracas (Venezuela) y Miami (Florida, EE UU) y ahora escribe en MUNDIARIO, donde también coordina la edición GALICIA y el área de Política. @mundiario

La comisión de investigación en el Congreso vivió este martes una nueva polémica. La diputada del PP Marta Escudero ha dejado la sala tras llamar “imbécil” al portavoz adjunto de ERC, Gabriel Rufián, durante la comparecencia del ex ministro popular de Fomento Francisco Álvarez Cascos.

Según recoge La Vanguardia, Rufián ha hablado de la “bandera del pollo” en referencia a la bandera franquista. Escudero ha entendido que la referencia era a la actual bandera española y ha pedido al presidente de la comisión, Pedro Quevedo, que llamase la atención al parlamentario republicano. Quevedo ha llamado a frenar “este espectáculo innecesario” y tras ese comentario, Rufián le ha dicho “palmera de Cascos” a Escudero y le ha guiñado el ojo.

Escudero se ha ofendido y le ha llamado “imbécil”. La diputada popular ha lamentado que “las conductas machistas nunca se condenan cuando afectan a las mujeres del PP” y ha abandonado la sala visiblemente molesta. La diputada del PP y vicepresidenta de la comisión ha vuelto a la sala al finalizar la intervención de Rufián.

Posteriormente, la diputada popular ha declarado que se ha sentido “humillada” por Rufián al considerar que le ha guiñado el ojo. “Quiero denunciar unos hechos con los que se han traspasado muchas líneas rojas. Rufián me ha llamado palmera: Ninguna mujer es ni palmera ni florero. A una mujer no se le contesta con un guiño mientras está trabajando”, ha lamentado la parlamentaria del PP.

Por su parte, Rufián ha negado que le haya guiñado el ojo a Escudero. Según su versión, sólo ha “cerrado los ojos” porque no se podía creer, ha añadido, que “una representante del PP o de ningún partido defendiera una bandera como la fascista”. “Para algunos es peor guiñar que robar”, ha agregado el diputado republicano. @mundiario