El Gobierno del Líbano dimite en bloque culpando a la "corrupción crónica"

Hasán Diab, exprimer ministro del Líbano. RR SS.
Hasán Diab, exprimer ministro del Líbano. / RR SS.
El primer ministro Hasán Diab ha sido uno de los últimos nombres en unirse a la lista de políticos que renuncian a su puesto ante la ola de indignación que recorre el país tras la explosión del puerto de Beirut. El país se ve sacudido en medio de una crisis económica aupada por la corrupción política y justo coincide con la pandemia.
El Gobierno del Líbano dimite en bloque culpando a la "corrupción crónica"

La explosión del puerto de Beirut ha acabado con la zona casi en su totalidad, con la vida de 160 personas hasta ahora y se está llevando por delante al gobierno libanés. Solo ha pasado una semana desde que las 2.700 toneladas de nitrato de amonio hicieran estragos en el país cuya mala administración fue la verdadera culpable del desastre. Ahora la nación registra una ola de protestas contra el gobierno, cuyo representantes han ido renunciado a lo largo de la semana.

El último nombre en sumarse a la lista ha sido el primer ministro Hasán Diab, que se vio superado por la presión y tras la renuncia de sus ministros, decidió presentar su propia dimisión ante presidente, Michel Aoun. Pero antes de dejar el puesto, ofreció un discurso dando el anunció y donde dijo que el "crimen" en el puerto se debió a la "corrupción crónica" que existe en el Líbano, una que "es más grande que el Estado".


Quizá también te interese:

Esta fue la causa de la terrible explosión que hizo temblar al puerto de Beirut


 

Lamentó la falta de unidad entre las fuerzas políticas en medio de la crisis, aunque no realizó ninguna autocrítica y afirmó que ahora su deseo es "volver a estar con la gente y pelear por el cambio desde su lado". Diab deja el gobierno en medio de una crisis sin precedentes que ha ocasionado la destrucción de la economía del Líbano y ha permitido que un pequeño sector político se beneficie.

El gobierno libanés peligraba antes de la explosión. Justo antes de que ocurriera, el ministro de Exteriores ya había renunciado, pero luego de lo sucedido en Beirut, la mayor parte de los responsables de los ministerios empezaron a renunciar en masa dejando vacantes las carteras de Información, Medio Ambiente, Economía y Justicia.

Para hacer más complicado el panorama, el Ejecutivo y el legislativo no terminan de asumir cada uno sus responsabilidades y terminan señalándose mutuamente. El siguiente paso será nombrar un primer ministro nuevo que se encargue de calmar la ira de los manifestantes quienes piden justicia y condenas para los responsables del cuidado de las 2.700 toneladas de amonio que causaron uno de los accidentes más trágicos del país. @mundiario

El Gobierno del Líbano dimite en bloque culpando a la "corrupción crónica"
Comentarios