Buscar

MUNDIARIO

¿Por qué el Gobierno de España habla de "rigurosidad" en sus ineficaces controles para detectar infectados en los aeropuertos?

Las medidas adoptadas, y supervisadas por el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, son: control de temperatura, un cuestionario y un reconocimiento visual.
¿Por qué el Gobierno de España habla de "rigurosidad" en sus ineficaces controles para detectar infectados en los aeropuertos?
José Luis Ábalos , ministro de Transporte, en su visita al aeropuerto Madrid-Barajas. / Ministerio de Transportes
José Luis Ábalos , ministro de Transporte, en su visita al aeropuerto Madrid-Barajas. / Ministerio de Transportes

Firma

Judith Muñoz

Judith Muñoz

La autora, JUDITH MUÑOZ, es escritora y periodista. Fue coordinadora general de MUNDIARIO, donde actualmente es adjunta al Editor. Fue redactora del periódico Xornal de Galicia y también formó parte del equipo del periódico La Voz de Galicia y de la agencia Quattro Idcp. Es autora del libro de poesía Anhelo. @mundiario

El domingo 21 de junio se abrió el espacio Schengen y el Aeropuerto de Madrid-Barajas puso en marcha las nuevas medidas de control de la pandemia. Los controles están coordinados con los estados de la Unión Europea (UE) con recomendaciones de la propia Comisión, la Agencia Europea de Seguridad Aérea, las asociaciones de aeropuertos y de compañías aéreas.

Estos controles consisten en rellenar un cuestionario en papel en el que la persona debe indicar si está o no enferma, en el caso de que lo sepa, claro, ya que los asintomáticos desconocen si portan o no el virus; a la llegada al aeropuerto, el personal de seguridad del mismo se encarga de vigilar en la distancia, junto a miembros de Sanidad Exterior (en concreto 150 personas repartidas entre todos los aeropuertos del país),  si alguien pudiese tener síntomas de la Covid19. ¿Cómo detectar visualmente a un enfermo de coronavirus? Por último, se realiza un control de temperatura, supuestamente mediante cámaras termográficas que detentan quién pudiese tener fiebre, todo ello a pesar de que ya se sabe ampliamente que la Covid19 puede cursar sin fiebre o de que ésta puede minimizarse con un simple paracetamol (minimizar la fiebre no significa minimizar la enfermedad).

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, firmó una carta dirigida a la Comunidad de Madrid en la que afirma que los controles descritos están "entre los más rigurosos de los aeropuertos europeos pues incluyen un control primario para todos los pasajeros, con la toma de temperatura y un control documental a través de un cuestionario". Esta supuesta rigurosidad no es compartida entre el sector sanitario.

Joan Carles March, profesor e investigador de la Escuela Andaluza de Salud afirma que "un cuestionario no genera ninguna validez de la información que recoge. En segundo lugar, el hecho de que te tomen la temperatura corporal no ayuda a discernir quién está contagiado y quién no, porque hay muchos asintomáticos. Y, por último, un examen visual no aporta nada [...] Lo ideal sería hacer un test PCR en el país de origen del pasajero con un máximo de 48 horas de antelación al inicio del viaje», prosigue, «porque, entre otras razones, esa medida facilitaría los trámites de entrada a España. Y finalmente habría que hacer un seguimiento de todos los turistas que lleguen".

El presidente de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen), Julio Zarco, considera que la única forma válida de filtrado en los aeropuertos es exigiendo a los turistas una PCR. "Si se quiere un control férreo para evitar que se cuelen casos positivos en aeropuertos, o se cierran fronteras o se hacen PCR, no hay otra forma [...] al igual que para ir a ciertos países te piden un visado que tarda un siglo y hay que pagar, por política sanitaria se podría pedir la PCR a los turistas".

María del Mar Faraco Oñorbe, como presidenta de la Asociación de Médicos de Sanidad Exterior encargados de esos controles visuales en los aeropuertos, sentencia que "el control visual contra la Covid en los aeropuertos no sirve para nada, no está avalado por Europa".

Pero las críticas no solo vienen de parte de personas dedicadas a la medicina. La OMS advierte: "La detección de temperatura por sí sola, a la salida o entrada, no es una forma efectiva de detener la propagación internacional [del coronavirus], ya que las personas infectadas pueden estar en periodo de incubación, pueden no expresar síntomas aparentes al inicio de la enfermedad o pueden disimular la fiebre mediante el uso de antipiréticos".

El  Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC) apunta: "Controlar a las personas en el aeropuerto (la llamada ‘detección de entrada’) no es una medida muy efectiva para prevenir la propagación del virus, especialmente cuando las personas no tienen síntomas".

Ambos organismos hablan de que se trata de medidas ineficientes para "detener" y "prevenir"; por la contra el ministro de Transportes José Luis Ábalos habló de "medidas de seguridad para la prevención del Covid19" en su visita al Aeropuerto  Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

Algo debe quedar claro a todos los viajeros y a los ciudadanos de los países que reciben a esos viajeros, como España: los tres controles impuestos en los aeropuertos son ineficaces, no previenen la enfermedad y únicamente los "formularios de localización de pasajeros completada en vuelo y entregada, ya sea a la tripulación de la aeronave o al control de pasaportes, permitirá identificar y gestionar los contactos de los casos probables o confirmados de la Covid-19 para identificar rápidamente los casos secundarios y evitar una mayor propagación". Palabra del ECDC. @opinionadas en @mundiario