El Gobierno deja en manos de la Casa Real la decisión sobre el regreso de Juan Carlos I a España

Juan Carlos I, rey emérito y Pedro Sánchez, presidente del Gobierno. Mundiario.
Juan Carlos I, rey emérito y Pedro Sánchez, presidente del Gobierno. / Mundiario.

El Ejecutivo se desmarca de la situación del rey emérito y asegura que respetará lo que determine Felipe VI al respecto.

El Gobierno deja en manos de la Casa Real la decisión sobre el regreso de Juan Carlos I a España

El Gobierno se desmarca de la situación de Juan Carlos I. El Ejecutivo ha dejado en manos de la Casa Real la decisión sobre el posible regreso del rey emérito a España, ahora que se ha despejado su futuro judicial con el archivo de la causa abierta en Suiza hace tres años por el fiscal Yves Bertossa, sobre la donación de 100 millones de dólares por parte de Arabia Saudí al padre de Felipe VI.

"No nos corresponde a nosotros pronunciarnos en torno a esa decisión sobre el Rey emérito", ha explicado este martes la portavoz del Ejecutivo, Isabel Rodríguez, tras el Consejo de Ministros. "Seremos respetuosos con la decisión adoptada en el seno de la Casa Real al respecto", ha añadido Rodríguez, que ha señalado además que desconoce si la decisión de la Fiscalía suiza tendrá consecuencias en las diligencias que siguen abiertas en la Fiscalía de España. "La Fiscalía es autónoma y el Gobierno no puede manifestarse ni debe manifestarse al respecto", insistió. 

Así, el Gobierno de Pedro Sánchez ha cambiado el tono respecto a Juan Carlos I. “Siento el mismo rechazo que la mayoría de la ciudadanía española ante estas conductas incívicas”, llegó a decir el jefe del Ejecutivo, que además aseguró en varias entrevistas que el rey emérito debía “dar explicaciones” por su fortuna opaca y los regalos multimillonarios que obtuvo de monarquías del golfo Pérsico. Ahora, Moncloa deja manos libres a Felipe VI para tomar una de las decisiones más difíciles de su reinado: si permite o no el regreso de su padre a España en medio del escándalo.

debate en el Congreso

El debate sobre el hipotético regreso de Juan Carlos I a España se ha trasladado este martes al Congreso, donde todos los posicionamientos políticos respecto al asunto están distanciados. El PSOE ha defendido que "si no hay impedimento" es el emérito el que debe tomar una decisión sobre su futuro. 

Pero Unidas Podemos se ha desmarcado una vez más de su socio en el Gobierno al mantener su acusación de “corrupto” sobre el emérito y pedir otro diseño del sistema monárquico español. Pablo Echenique tildó de “vergüenza” toda esta situación y afirmó que, gracias al diseño del sistema monárquico actual, “hoy cualquier persona que ocupe la Corona podría llevar a cabo las mismas actividades que Juan Carlos I con la misma impunidad que él”.

En la misma línea dura se ha manifestado ERC. "Si quiere volver a España que viva en un piso de 60 metros cuadrados, en un barrio obrero y cobre la pensión mínima contributiva, para que conozca otra realidad, que es la de la inmensa mayoría de la población", puntualizaba su portavoz, Gabriel Rufián. "Hay un problema de ética, más allá de las investigaciones judiciales que son y serán múltiples", ha dicho tras preguntarse si "es ético que un monarca reciba 65 millones de euros de un rey saudí o si es ético que estos millones se repartan en cuentas en paraísos fiscales".

El PP, Vox y Cs, por su parte, han recalcado que el padre de Felipe VI es que es "un ciudadano libre" para regresar a su país cuando quiera.  “El rey emérito es un ciudadano español que puede venir a su país cuando quiera y en las circunstancias que quiera y, por tanto, respetamos enormemente sus decisiones personales en este aspecto”, subrayó la portavoz del PP en la Cámara baja, Cuca Gamarra. El portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, añadió en ese sentido que a día de hoy “no hay ningún impedimento” para que Juan Carlos I vuelva a su país, por lo que “podrá volver cuando lo estime oportuno”. “No existen medidas cautelares, es un ciudadano libre, no seré yo quien le diga donde tiene que residir”, concluyó el portavoz adjunto de Ciudadanos, Edmundo Bal. @mundiario
 

El Gobierno deja en manos de la Casa Real la decisión sobre el regreso de Juan Carlos I a España
Comentarios