Buscar

MUNDIARIO

Poca seriedad en Brasil, Dilma Rousseff de salvada vuelve a ver su puesto en peligro

El presidente interino de la Cámara de Diputados, Maranhão, declara nula la decisión que él mismo tomó hace 24 horas y que era declarar nula la votación de la cámara baja que resolvió autorizar el juicio político a Rousseff -y su suspensión por hasta 180 días-.

Poca seriedad en Brasil, Dilma Rousseff de salvada vuelve a ver su puesto en peligro
Dilma Rousseff. / EP
Dilma Rousseff. / EP

Redacción

Análisis de @mundiario

Ni 24 horas ha durado la decisión tomada por Waldir Maranhão presidente interino de la Cámara de Diputados de Brasil, quien el lunes 9 de mayo decidía anular la votación a favor del impeachment (juicio político) contra la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, celebrada en esta sede legislativa.

El martes 10 de mayo se ha sabido que Waldir Maranhão revocaba la decisión tomada horas antes. "Revoco la decisión del 9 de mayo por medio de la cual fueron anuladas las sesiones del pleno de la Cámara de Diputados ocurridas el 15, 16 y 17 de abril de 2016", rezaba un comunicado.

El diputado Waldir Maranhão, del Partido Progresista, quien sustituyó la semana pasada en la presidencia de Diputados a Eduardo Cunha, siendo así actualmente el presidente interino de la Cámara de Diputados, había decidido anular este lunes 9 de mayo la votación a favor del impeachment (juicio político) contra la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, celebrada en esta sede legislativa.

Mientras que Eduardo Cunha fue un impulsor clave del proceso contra la mandataria y después fue suspendido por la justicia por enfrentar cargos de corrupción, su sustituto, Waldir Maranhão (quien también es investigado por presunta vinculación al esquema de sobornos en la petrolera estatal Petrobras), siempre se ha opuesto al juicio político a Rousseff y lo primero que ha hecho al llegar a su cargo como presidente interino de la Cámara de Diputado ha sido anular el voto al juicio político a Dilma Rousseff.

 

Waldir Maranhão, presidente interino de la Cámara de Diputados. / Brasil
Waldir Maranhão presidente interino de la Cámara de Diputados e investigado por presunta vinculación al esquema de sobornos en la petrolera estatal Petrobras. / A. Brasil

 

De la decisión tomada el lunes 9 informaba MUNDIARIO con el siguiente texto:

 

¿Qué alegaba para haber tomado esta decisión?

Waldir Maranhão informó en un comunicado que acogió "en parte" la petición del Abogado General de la Unión, José Eduardo Cardozo, que reclama la nulidad de las sesiones celebradas el 15, 16 y 17 de abril en la Cámara de Diputados, en las que se votó a favor del impeachment. "He desechado la argumentación de nulidad hecha en relación con los motivos presentados por los diputados para en el momento de la votación, por entender que no existieron vicios en sus declaraciones", explicó.

He acogido las demás argumentaciones por entender que efectivamente hubo vicios que convierten en nulas de pleno derecho las sesiones en cuestión", ha anunciado. Así, los diputados revelaron el sentido de su voto antes de conocer el alegato de Cardozo a favor de Rousseff y que apenas le dejaron hablar, lo que vulneraría el derecho a la defensa.

Abogado General de la Unión, José Eduardo Cardozo, siempre ha estado del lado de la presidenta Dilma Rousseff. Ya a mediados de abril declaraba que "La presidenta no sólo no cometió ningún crimen de responsabilidad, sino que ni siquiera hubo un acto ilícito", en una entrevista concedida a La Nación.

Por tanto Waldir Maranhão ha anulado dichas sesiones de votación (en principio, quedaría en suspenso la votación del pasado 17 de abril, cuando la cámara baja resolvió autorizar el juicio político a Rousseff por 367 votos a favor contra 137 en contra) y ha anunciado la convocatoria de una nueva, cuya fecha ya de especificará, para repetir la votación sobre el impeachment en la Cámara de Diputados.

Y qué opina la aún presidenta Dilma Rousseff

"El recurso ha sido aceptado y, por tanto, el proceso está en suspenso", ha dicho Rousseff en su primera reacción a la noticia desde un acto gubernamental. No obstante ha pedido "cautela" porque "vivimos una coyuntura de mañas y artimañas". Y ha insistido en que se enfrenta a un golpe de Estado encubierto.

La votación de la Cámara de Diputados que terminó con 367 votos a favor de echar del cargo a Dilma Rousseff frente a 137 en contra iba a pasar al Senado para que la validaran. Allí se daba por hecho que esta misma semana se iba a votar a favor de la apertura del juicio político y suspender a la presidenta por hasta 180 días para juzgarla por presunto delito de responsabilidad fiscal. Pero con la decisión tomada por el actual presidente interino de la Cámara de Diputados se desconoce por ahora cómo responderán el Senado y la propia justicia brasileña al pedido de Maranhão, que también es investigado por presunta vinculación al esquema de sobornos en la petrolera estatal Petrobras.