Francia está dispuesta a vetar el acuerdo de la Unión Europea y Mercosur

Vista aérea de los incendios en Brasil. / Twitter
Vista aérea de los incendios en Brasil. / Twitter
Los incendios de la Amazonia han llevado a Emmauel Macron a subir el tono contra Jair Bolsonaro y su amenaza es respaldada ya por Irlanda del Norte.
Francia está dispuesta a vetar el acuerdo de la Unión Europea y Mercosur

Brasil y Francia han vuelto a subir el tono en torno al debate que sostienen por los incendios en la Amazonia. Emmanuel Macron, presidente francés, ha amenazado con bloquear el acuerdo con Mercosur a raíz de las "mentiras" de su homólogo brasileño, Jair Bolsonaro, en sus compromisos de protección medioambiental.

“En vista de la actitud de Brasil estas últimas semanas, al presidente de la República no le queda más remedio que constatar que el presidente Bolsonaro le mintió durante la cumbre de Osaka”, comunicó el Palacio del Elíseo en relación a la promesa hecha por Bolsonaro durante la cumbre del G20. Para Macron, es evidente que el líder brasileño "ha decidido no respetar sus compromisos sobre el cambio climático ni actuar en materia de biodiversidad”.

“En esas condiciones, Francia se opone al acuerdo con Mercosur tal como está”, cierra el comunicado. Este tratado fue firmado por la Unión Europea y los países del Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay) en junio recién pasado tras 20 años de negociaciones.

París emite así una respuesta contundente a Brasilia. El jueves, Bolsonaro dijo que pretendía incluir los incendios de la Amazonia en la agenda del G7, acusando a Macron de "instrumentalizar" una cuestión interna de Brasil a fin de ganar "réditos políticos personales". De igual forma, acusó a los países que invierten en la preservacion de la selva de "interferir en la soberanía de Brasil".

No obstante, Macron cuenta con apoyos. Uno de ellos, y tal vez el más importante, es el de Angela Merkel, quien se siente "convencida" de que estos devastadores incendios deben ser parte sí o sí de la agenda del G7, ya que la amplitud de los representa una situación "espantosa y amenazadora no solo para Brasil y los demás países concernidos, sino para el mundo entero”, según palabras de Steffen Seibert, portavoz del Ejecutivo alemán.

Irlanda, por su parte, se podría unir a la propuesta de Macron, según avisó Leo Vardakar, su primer ministro. Varadkar criticó a Bolsonaro luego de que éste acusara a grupos de protección medioambiental por causar estos incendios. El jefe de Gobierno irlandés estima que estas acusaciones no tienen fundamento. El Gobierno de la República de Irlanda sufre una fuerte presión desde los productores de carne de res, que temen que el acuerdo de Mercosur les traiga consecuencias a raíz de la exportación de productos sudamericanos, que llegarán a menor precio.

Belfast matenía su voluntad de analizar el acuerdo hasta su última línea. No obstante, desde que trascendieron los datos del aumento de incendios en la selva amazónica, Varadkar ha dicho que "o hay forma de que Irlanda apoye un tratado de libre comercio si Brasil no cumple con sus obligaciones medioambientales". Antes, Francia también había dicho que bloquearía este acuerdo si Brasil se retiraba del pacto de protección ambiental del Acuerdo de París. Es más, Macron tiene ya una comisión de expertos independientes que deberán entregar un informe al Gobierno en relación a varias cuestiones del pacto, entre otras sus efectos en materia de gases de efecto invernadero, deforestación y biodiversidad, de acuerdo a un anuncio emitido en julio.

La Comisaría de Comercio de la Unión Europea estima que el tratado no entrará en vigor hasta en 2021, durante los cuales el Ejecutivo de Irlanda espera monitorizar las acciones medioambientales en el país sudamericano. El jefe de Gobierno irlandés dijo que no es posible exigir a los granjeros europeos que sigan una serie de normas estrictas, como la reducción de pesticidas y fertilizantes, eso si no se alcanza un "acuerdo contundente" con medidas asumibles en temas laborales, de medioambiente y calidad del producto, explica El País.

Bruselas ha notificado este viernes de que está lista para proveer asistencia a las autoridades brasileñas y bolivianas en su lucha contra los incendios forestales que están consumiendo diversas zonas de la Amazonia. "Estamos en contacto con las autoridades brasileñas y bolivianas y estamos listos para asistir en cualquier forma que podamos, sea enviando asistencia o activando el sistema de satélites Copérnico", explicó Mina Andreeva, portavoz comunitaria.

Como sea, estos incendios no son los únicos que están arrasando en América del Sur. Bolivia y Paraguay acordaron el jueves unir esfuerzos para combatir el incendio forestal que consume sus territorios y que está extinguiendo a la flora y fauna. La superficie afectada por fuegos en Santa Cruz, Bolivia, es ya de 654.000 hectáreas, en tanto que en Paraguay los focos ígneos en la frontera entre ambos países todavía no arrojan estadísticas.

Sudamérica cierra filas con Brasil

Los Ejecutivos de Chile, Venezuela y Argentina ya ofrecieron ayuda el jueves a Brasil a fin de controlar los incendios en cuestión. Antonio Walker, ministro de Agricultura de Chile, comunicó que estaba en contacto con su homóloga brasilea, Tereza Cristina Dias, "para ofrecerle toda su ayuda para enfrentar el grave incendio en la Amazonia".

Mauricio Macri, mientras tanto, confirmó desde Twitter que Argentina está a disposición de Brasil y Bolivia. "Me comuniqué con el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, para seguir de cerca el manejo de la emergencia. Estamos comprometidos a ayudar a nuestros vecinos a combatir los incendios forestales", escribió el presidente argentino.

Por último, Caracas también expresó su preocupación por estos incendios que arrasan el "pulmón vegetal de la Tierra", y llamó a la "conciencia" y ofreció "ayuda inmediata para mitigar esta dolorosa tragedia". @mundiario

Francia está dispuesta a vetar el acuerdo de la Unión Europea y Mercosur
Comentarios