Crisis en el Govern: Junts rechaza acudir a la mesa de diálogo con el Gobierno

Pere Aragonès y Pedro Sánchez. / Twitter @desdelamoncloa
Pere Aragonès y Pedro Sánchez. / Twitter @desdelamoncloa
JxCat confirma que no modificará su propuesta de nombres para la delegación catalana (que incluye a dos indultados) y atribuye el veto de Pere Aragonès a La Moncloa. 
Crisis en el Govern: Junts rechaza acudir a la mesa de diálogo con el Gobierno

La mesa de diálogo en Cataluña abre un nuevo frente entre los socios de Gobierno de la Generalitat. La tensión escala ha escalado a su punto más álgido a un día del encuentro que pretende reactivar los contactos entre el Ejecutivo central y el Govern en Barcelona, esta vez por los representantes que participarán en las conversaciones: Pere Aragonès ha decidido excluir a Junts per Catalunya de la negociación después de incluir a dos indultados en su delegación.

La dirección de JxCat había anunciado este martes que sus representantes en la mesa serían el vicepresidente del Gobierno catalán, Jordi Puigneró; dos de los indultados del procés: el secretario general de la formación, Jordi Sànchez; y el exconsejero Jordi Turull; y la portavoz del partido en el Congreso de los Diputados, Míriam Nogueras. 

Aragonès excluye a JxCat

Pero el president no ha tardado en rechazar estos nombres: Aragonès ha dejado claro que todos los miembros de la delegación catalana debían formar parte del Govern y ni Sànchez, ni Turull -inhabilitados- forman parte del Ejecutivo catalán. 

“La delegación ha de ser como ha sido siempre, de Gobierno, porque es la forma de representar al país entero”, ha dicho ante los medios Aragonès, quien se muestra muy interesado en que la reunión con el Gobierno central avance sin contratiempos. “No es una cuestión de nombres ni de personas concretas, es una cuestión de confianza en los acuerdos que son claros, iniciales en la negociación con el Estado”, ha insistido.

Aragonès además ha detallado que, de entrada los miembros de la mesa de diálogo por la parte de catalana serán exclusivamente los designados por ERC: la consejera de Presidencia, Laura Vilagrà, y el de Trabajo, Roger Torrent. Ambos miembros del Govern.

La delegación del Gobierno

Por parte del Ejecutivo de Pedro Sánchez, desde la semana pasada se tenía lista una delegación para esta mesa de diálogo, aunque no estaba confirmada la asistencia del presidente del Gobierno. Sin embargo, este lunes, en una entrevista televisiva lo anunció, el líder socialista lo ha confirmado. “Voy a ir”, dijo, antes de lanzar una advertencia: no se discutirá el polémico tema del referéndum. “El referéndum, no solo es que esté fuera de la Constitución, es que no es lo que necesita Cataluña en este momento, más fracturas. Además, lo que sea España lo tenemos que decidir entre todos los españoles”, ha remarcado.

Además del presidente del Ejecutivo, asistirán a la reunión la vicepresidenta Yolanda Díaz (Unidas Podemos) y los ministros Félix Bolaños, Miquel Iceta, Raquel Sánchez, Manuel Castells e Isabel Rodríguez. La reunión continúa sin tener orden del día ni hora.

 

La Moncloa da un espaldarazo a Aragonès

Este martes, tras el Consejo de Ministros, la portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha detallado la agenda con la que se asistirá a la mesa de diálogo con Cataluña y ha señalado que no corresponde al Ejecutivo valorar las decisiones que se tomen en el seno de la Generalitat.

“Este gobierno no puede hacer valoración de la delegación que ofrece la Generalitat de Cataluña. Ellos son quienes tiene que organizar su mesa de trabajo… sabiendo que son mesas de trabajo de los gobiernos, nos sentamos quienes representamos a los dos gobiernos”, ha remarcado.

Rodríguez ha adelantado que, en el encuentro con la Generalitat, habrá un primer despacho entre ambos presidentes (Sánchez y Aragonès), y luego pasarán a sentarse ambas delegaciones, pero la agenda será netamente económica.

La portavoz del gobierno ha sintetizado los tres ejes de esta posible reunión: “terminar de superar la pandemia, recuperarnos económicamente como lo estamos haciendo con éxito de esa crisis sanitaria que hemos tenido y afrontar un proceso de modernización de nuestro país y de nuestra economía”.


Quizá también te interese: 

El independentismo se manifiesta en Barcelona en una Diada marcada por la división interna


 

Junts defiende los nombramientos de los indultados

Por su parte, Junts, a través de su secretario Jordi Sánchez, ha defendido los nombramientos como parte del acuerdo del Govern. “La delegación será elegida por consenso y nombrada por el Govern con voluntad de que represente la pluralidad del proyecto independentista y tiene la voluntad de representar y defender los grandes consensos a favor de la autodeterminación y la amnistía de la mayoría del 80% de la ciudadanía".

 

Gabriel Rufián, portavoz de ERC en el Congreso, ha escrito en Twitter: “Aquí la única certeza es que por primera vez un presidente del Gobierno se sentará en una Mesa sobre el conflicto político entre España y Cataluña. Conflicto político que hasta hace poco negaba. Y que eso pasa porque hay quien trabaja para que pase. El resto es intoxicación”, ha sostenido.

El nuevo choque entre los socios del Gobierno catalán ha llevado a interrumpir este martes la reunión del Consell Executiu, en la que se decidiría la lista de integrantes final que compondrá la delegación en la mesa de diálogo. Finalmente, Aragonès ha decidido dejar a Junts fuera del encuentro si no rectifica. La crisis del Govern llega, además, en medio de la fractura por otro asunto espinoso: la ampliación El Prat.

Pese a la polémica, la reunión con el Gobierno de Pedro Sánchez sigue pautada para este miércoles y es muy probable que se lleve a cabo solo con la presencia de ERC del lado de Cataluña. Así, cualquier posible acuerdo que se selle podría quedar en el limbo, al ser objetado por Junts. @mundiario

Crisis en el Govern: Junts rechaza acudir a la mesa de diálogo con el Gobierno
Comentarios