ETA anuncia el “final de su trayectoria” tras 50 años de terror con más de 850 muertos

Integrantes de ETA / Twitter
Integrantes de ETA. / Twitter

La banda terrorista asegura que “ha desmantelado totalmente el conjunto de sus estructuras” en un texto 378 páginas donde no se refiere a ninguno de los 853 muertos que dejó a lo largo de su historia, junto con 79 secuestrados (12 de ellos asesinados) y 6.389 heridos.

ETA anuncia el “final de su trayectoria” tras 50 años de terror con más de 850 muertos

La banda terrorista ETA ha difundido un comunicado que inicia de la siguiente forma: “ETA, organización socialista revolucionaria vasca de liberación nacional, quiere informar al Pueblo Vasco del final de su trayectoria”. Con esto, la organización anuncia su disolución asegurando que “ha desmantelado totalmente el conjunto de sus estructuras”. Los principales partidos político coincidieron en algo: “ETA fue derrotada por la democracia” española.

“ETA da por concluida toda su actividad política”, expresa el texto donde también habla sobre sus exmilitantes que continuarán con “la lucha por una Euskal Herria reunificada, independiente, socialista, euskaldun y no patriarcal en otros ámbitos, cada cual donde lo considere más oportuno, con la responsabilidad y honestidad de siempre”.

El comunicado ha sido leído en tres idiomas por Josu Urrutikoetxea, dirigente de ETA y miembro de distintas delegaciones de la banda en procesos de negociación, cuyo actual paradero es desconocido.

Al final del texto puede leerse: “Esta última decisión la adoptamos para favorecer una nueva fase histórica. ETA surgió de este pueblo y ahora se disuelve en él”, dejando claro que la historia de la banda terrorista llega a su fin. Con una estructura de 378 páginas la “declaración final de ETA al pueblo vasco” no hace ninguna referencia a los 853 muertos que ha dejado tras 50 años de historia, aunque en abril ya había presentado un escrito donde pedía disculpas a los “ciudadanos y ciudadanas sin responsabilidad en el conflicto”. 

ETA reivindica el derecho a decidir y el independentismo de izquierdas

En el comunicado ETA reivindica el derecho a decidir y el independentismo de izquierdas: “Materializar el derecho a decidir para lograr el reconocimiento nacional será clave. El independentismo de izquierdas trabajará para que ello conduzca a la constitución del Estado Vasco”. Ven como su próximo reto y meta “construir un proceso como pueblo que tenga como ejes la acumulación de fuerzas, la activación popular y los acuerdos entre diferentes, tanto para abordar las consecuencias del conflicto como para abordar su raíz política e histórica”.

Aunque entes internacionales como la Fundación Henri Dunant, una organización suiza con sede en Ginebra especializada en la resolución de conflictos, avalan el comunicado de ETA, el presidente del Gobierno Mariano Rajoy ha asegurado que “haga lo que haga y diga lo que diga”, la banda terrorista deberá enfrentarse a los crímenes que cometió durante años.

El comunicado final de la banda llega un día antes de celebrarse la reunión internacional ante los veladores del proceso para certificar el fin de ETA. Cabe destacar, que si es como aseguran, este sería el último comunicado y el final definitivo de la última organización terrorista que ha operado en Europa.

La disolución no extingue sus culpas, pero es un alivio para la democracia

Aunque ETA dejó más o menos de existir en 2011 cuando acabaron las amenazas, secuestros y actos de terrorismo, solo ha sobrevivido hasta el 2018 gracias a su afán de conseguir liberar a sus militantes presos. Queda por ver si los 853 asesinatos y 6.389 heridos, según los datos del Ministerio de Interior, son resueltos en la corte. A lo anterior, vale la pena resaltar los pendientes de esclarecer: 197 casos; 170 sobreseídos y 27 archivados.

El final de ETA contempla que la organización no logró ninguno de sus objetivos: el derecho a la autodeterminación y la unión del País Vasco y Navarra; además de querer un acuerdo de paz para evitar que sus crímenes sean castigados. "Lamentablemente, la desaparición como marca de ETA no tendrá un efecto inmediato en la sociedad española, que todavía tiene que ajustar cuentas con los criminales, atender a las víctimas, recuperar por completo la convivencia en el País Vasco y, en definitiva, pasar página", subraya un editorial del diario El País. Para el diario de Prisa, la disolución de ETA no extingue sus culpas, pero es un alivio para la democracia. @mundiario

ETA anuncia el “final de su trayectoria” tras 50 años de terror con más de 850 muertos
Comentarios