En su relación con Estados Unidos, lo que España no olvida es la Guerra de Cuba

Dwight D. Eisenhower con Franco.
Dwight D. Eisenhower con Franco.

Las relaciones entre las dos naciones, España y Estados Unidos, empiezan antes de la independencia de las trece colonias norteamericanas, luego Estados Unidos, de Inglaterra. Capítulo IV

En su relación con Estados Unidos, lo que España no olvida es la Guerra de Cuba

En su historia conjunta, España y Estados Unidos manifiestan diferentes posturas según sus objetivos o conveniencias, lo que produce varios hechos en la relación mutua.

Hecho IEl general Washington necesitaba pertrechos para la Guerra contra Gran Bretaña, auxilio y apoyo que los españoles le prestaron, de ahí que solicitase toda clase de material para sus tropas. Los españoles aportaron armas, fusiles, ropas militares y medicinas para la lucha contra los británicos.

Mr. Charles Lee ayudante del general Washington, el que mas tarde sería1º presidente de los Estados Unidos de América,  en una carta remitida a Dn. Luis Unzaga y Amézaga, gobernador de la Louisiana en Nueva Orleáns manifiesta:

“En el caso de vencer nuestras tropas tendréis un vecino leal, en caso contrario Gran Bretaña podría apoderarse de México y Cuba”.

En 1776 don Bernardo de Gálvez y Madrid, por su conocimiento del idioma francés es nombrado gobernador de la Louisiana. La Louisiana es española desde 1763 en compensación por ceder España  La Florida a los británicos después de la Guerra de los siete años.

Gálvez se implica en la Guerra de Independencia estadounidense contra los británicos. En 1778 funda la ciudad de Galveston, en Texas y en 1779 derrota a los ingleses en Manchez y Baton Rouge. En 1781 captura Mobile y Pensacola. Gran Bretaña pierde el dominio en el sur.

Como veremos posteriormente, la ayuda de España en la Guerra de Independencia americana no fue tenida en cuenta por los norteamericanos.

Curiosamente cuando se estableció como moneda el dólar, su símbolo $, fue copiado de las monedas españolas de Nueva España (Mexico), que tenían las columnas de Hércules envueltas en el lema “Plus Ultra” (más allá, del mar).

Hecho IIEn el año 1818, cuando España estaba tremendamente ocupada con los intentos revolucionarios en Hispanoamérica, el 7º presidente americano Andrew Jackson manifestó: “ya es hora de que los odiosos caballeros españoles dejen Florida”. En aquellos tiempos lo de odiosos estaba mal dicho, lo de caballeros era verdad.

Con la disculpa de perseguir a los indios Semínola, Andrew Jackson ordena a las tropas americanas invadir Florida ocupándola. Curiosamente los indios eran bien tratados por las tropas españolas.

Estados Unidos aplica su táctica muchas veces posteriormente empleada, invadir, conquistar y pagar una minucia.

Por el estado de Florida pagaron 5 millones de dólares, aplacando así su conciencia.

Hecho IIINo obstante, lo que España no olvida en su relación con Estados Unidos es la Guerra de Cuba, la “Perla de la Corona”. Sabido es que en la monarquía española las conquistas no eran para la nación, eran a beneficio de la Corona, pues bien la Perla de la Corona española era Cuba, lo mas preciado, lo mas español.

En 1841 muchos terratenientes de Miami toman algunas posesiones en Cuba pretendiendo sus plantaciones. El 6º presidente John Quincy Adams declaró en 1847: “Cuba caerá como una fruta madura”.

En 1858 algunos representantes en Europa de los Estados Unidos difundían la idea de que si España no vendía Cuba, por estar lejos, Estados Unidos se apoderaría de ella. Afortunadamente la Guerra de Secesión no dio lugar a continuar con más amenazas.

Más tarde empiezan las revueltas independentistas en Cuba apoyadas y fomentadas con medios, dinero, armas y municiones por Estados Unidos.

Utilizan como argumento la ayuda cristiana contra los embrutecidos españoles caricaturizados en los periódicos americanos. Reflejan al español como un ¿negro? con anilla en la nariz, así lo manifiestan los periódicos de William Randolph Hearst en San Francisco.

Tratan de ocultar la verdadera razón, muchos americanos ya tenían invertidos 50 millones de dólares en Cuba. En 1887 USA construye una moderna flota y el 22º  presidente Grover Cleveland habla acerca de Cuba en el Congreso.

El 25º presidente William McKinley forzado por la prensa, hace unas apestosas declaraciones ofensivas contra España en el congreso. Envía el Maine un barco de guerra a La Habana con la disculpa de que se acostumbrasen a ver la bandera americana.

Inesperadamente la santa bárbara del Maine explota el 15 de febrero de 1898 posiblemente al entrar fumando un marinero que no sabía leer, curiosamente murió solo la marinería, los oficiales se habían marchado. El gobierno americano lo toma como una agresión, “Remenber the Maine”, exigiendo McKinley, con desprecio, que España se retirase de Cuba.

Como consecuencia de la afrenta España rompe relaciones y Estados Unidos le declara la guerra. La Guerra de Cuba dura cinco meses, como consecuencia de ello se destruye la armada española y se apoderan de Cuba.

El gobierno español negoció la paz de Paris en 1899,  cede Cuba y Estados Unidos compró  Puerto Rico, Filipinas y la Isla Guaján (Guam) por un total de 20 millones de dólares, sin derecho a reclamación, ni repatriar las inversiones. España perdió su armada, las colonias y dejó de ser potencia colonial. Estados Unidos toma el relevo.

La Guerra de Cuba, Spain War para los americanos, supuso un desencuentro entre España y los Estados Unidos durante más de 50 años.

Hecho IVLa Guerra de Cuba, el desastre de 1898, conmocionó al pueblo español durante muchos años, las palabras imperialismo y el antiamericanismo estuvieron muy presentes durante años.

En 1950, cincuenta años más tarde, España y Estados Unidos nombran embajadores.

Al general Franco le interesa que su régimen dictatorial tenga relaciones con el paladín de la democracia, y a Estados Unidos le interesa España para situar bases y vuelos en una zona estratégica.

El 34º presidente Dwight D. Eisenhower visita España en 1959, se abraza con el dictador Franco en función de los intereses militares norteamericanos, conseguir la  concesión de las bases navales y aéreas de Rota, Morón, Torrejón y Zaragoza, sin indicar que eran bases nucleares con aviones volando con carga atómica.

A cambio de ayuda militar, Estados Unidos moderniza  el ejército español y ayuda económica a la dictadura, unos 530 millones de dólares por un período de 10 años, desde el año 1953 al 63.

Nada se dijo de la Guerra de Cuba, las cesiones al impresentable presidente americano McKinley y la pérdida de soberanía española en Cuba, la isla tan española.

En 1976 instaurada la monarquía parlamentaria en España, Estados Unidos firma un Tratado de Amistad y Cooperación Militar Estratégico con el estado español.

En 1986 España entra en la OTAN mediante referéndum. Hoy el con el nuevo tratado Estados Unidos ocupa sólo las bases de Morón y Rota con 4200 soldados en total.

Desde 1970 con Richard Nixon, todos los presidentes americanos han visitado oficialmente España, así mismo los Reyes de España y los presidentes del gobierno han devuelto la visita a Estados Unidos.

Igual que el resto de naciones de la Unión Europea, los españoles también son mas críticos con las actuaciones de Estados Unidos en el exterior, gritos de los manifestantes “OTAN no, Bases Fuera”, se escucharon en las visitas de los presidentes Ronald Reagan y George W. Bush.

En su relación con Estados Unidos, lo que España no olvida es la Guerra de Cuba
Comentarios