Erdogan y Michel desairan a von der Leyen en Ankara

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. / Euronews
La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. / Euronews

La Presidenta de la Comisión Europea está mostrando debilidad e indecisión ante los principales problemas de la Unión.

Erdogan y Michel desairan a von der Leyen en Ankara

Los medios de comunicación españoles y la propia interesada a través de nota oficial han puesto de relieve la supuesta falta de tacto del Presidente turco que habría impedido que la Presidenta de la Comisión se sentase a su lado y a la misma altura, relegándola al mismo puesto que al Ministro de Asuntos Exteriores turco, un sofá lateral. Sin despreciar los motivos de Erdogan para desairar a la alta funcionaria comunitaria, entre ellos el equilibrio táctico con la facción islamista más radical, la prensa extranjera ha añadido algunos matices de mayor fuste.

Así, Le Monde informa de que el Presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, que ocupó la silla principal y no se inmutó cuando von der Leyden carraspeó para llamar la atención, era conocedor de la distribución de la sala, pues su propio personal de protocolo la había visto. Mientras que la dirigente alemana renunció a enviar a su personal por delante. Una ingenuidad que habría dado lugar al equívoco. Subraya el mismo medio que Charles Michel ejerce celosamente su preeminencia protocolaria, como representante de los Gobiernos nacionales de la Unión. Y aún se habla de la difícil relación entre ambos dirigentes.

Por otra parte los contenciosos se amontonan sin que la Comisión esté mostrando especial celo. El retraso en la vacunación y las dificultades para asegurar el suministro contratado, contrastan con lo ocurrido en otros países, incluyendo algunos de poca población como Israel o Chile, que hoy cuentan con elevadísimos índices de vacunación. También las dificultades sobre el pasaporte vacunal, los problemas surgidos con las exportaciones al Reino Unido o el desastroso viaje a Rusia del Alto Comisionado Josep Borrell, muestran una Comisión dubitativa, sin suficiente liderazgo. Ayer mismo el lamentable comunicado de la Agencia Europea del Medicamento, lejos de solucionar la incertidumbre sobre una de las vacunas, la ha incrementado.

Por otra parte existen dudas ante los objetivos más ambiciosos de la Comisión, como el Digital Compass o la Agenda Trasatlántica con EEUU para el Cambio Global. Las capacidades reales para ejecutarlos sumadas a la lentitud de los organismos comunitarios para aplicar los distintos paquetes de estímulos financieros ya aprobados, contrastan con la velocidad de respuesta ante los mismos problemas de otros actores como Estados Unidos o China.

La actual Comisión es fruto del acuerdo entre Merkel y Macron, tratando de contentar al máximo de familias políticas europeas. La ya próxima retirada de la dirigente alemana deja sólo al Presidente francés que ya está reclamando mayor intensidad de los estímulos comunitarios. Pero al tiempo las divergencias internas en la Unión son cada vez mayores, dificultando nuevos acuerdos. Es posible que el claro respaldo que han tenido anteriores Comisiones Europeas, se esté debilitando por cuanto las diferencias entre los Gobiernos son mayores. Las tensiones entre Estados Unidos, Rusia y China, están delimitando nuevos espacios de influencia y dibujando nuevos escenarios de confrontación, como las telecomunicaciones y las aplicaciones tecnológicas más avanzadas. Europa carece de empresas suficientemente grandes como para competir con las de aquellos países, lo que limita su capacidad de influencia.

Erdogan ha elegido agraviar al invitado más débil para enviar varios mensajes, internos y externos. Entre ellos, su total indiferencia ante las críticas europeas. Sabe que su colaboración sigue siendo imprescindible para contener a los millones de refugiados sirios alojados precariamente en territorio turco, de la misma forma que su potencial militar le garantiza una posición principal en la estrategia de la OTAN. Al tiempo que su voluntad de intervenir en distintos conflictos regionales no ha encontrado obstáculos. Atrás quedan los deseos de integrarse en la Unión Europea. @mundiario

Erdogan y Michel desairan a von der Leyen en Ankara
Comentarios