Buscar

MUNDIARIO

EE UU cumple su advertencia con Irán al incautarle misiles que se dirigían a Venezuela

La Administración de Donald Trump aumenta la presión sobre Teherán que trata de consolidar sus lazos bilaterales con Caracas. Las sanciones a funcionarios del país islámico no se hicieron esperar. 
EE UU cumple su advertencia con Irán al incautarle misiles que se dirigían a Venezuela
Donald Trump, presidente de EE UU; y Hasán Rohaní, presidente de Irán. RR SS.
Donald Trump, presidente de EE UU; y Hasán Rohaní, presidente de Irán. RR SS.

La tensión política entre Estados Unidos e Irán no deja de agudizarse. El Departamento de Justicia informó que había incautado misiles de Teherán que se iban a mandar a Venezuela. Dicho anuncio, además, vino acompañado de nuevas sanciones impuestas por el Departamento del Tesoro y el Departamento de Estado, quienes aplicaron conjuntamente sanciones a 11 entidades e individuos diferentes por su participación en la compra y venta de petroquímicos iraníes. 

Según la agencia Reuters, el fiscal general adjunto de la División de Seguridad Nacional, John Demers, dijo el jueves que el gobierno había vendido y entregado 1,1 millones de barriles de combustible iraní destinados a Venezuela, que había incautado a principios de este año. Según la denuncia, el combustible se originó en empresas vinculadas a la Guardia Revolucionaria Iraní y los transportistas tomaron medidas para ocultarlo. 

Como sea, la medida de EE UU contra Irán se enmarca de una advertencia lanzada hace algunos días. Elliott Abrams, enviado especial de la Casa Blanca para Irán y Venezuela, indicó que “harán todos los esfuerzos para evitar una situación de esa naturaleza". Esto en referencia a la venta de armas y petróleo por parte de Teherán a Caracas. 

Abrams recordó que “Irán ha enviado misiles a los houtíes (rebeldes chiitas en la guerra de Yemen), por lo que sabemos que están listos y con voluntad de hacer lo mismo con Venezuela y otros posibles compradores”. Indicó a su vez que “cada envío de armas iraníes desestabiliza a Sudamérica y el Caribe, y es especialmente peligroso para los vecinos de Venezuela: Brasil, Colombia y Guyana”.

“Irán ha anunciado su intención de realizar ventas de armas y Venezuela es un objetivo claro dado que estos dos regímenes aislados del mundo ya tienen una relación”, apuntó Abrams. “Venezuela paga con oro los envíos de gasolina de Irán, y hay presencia iraní en el país. La economía de Venezuela ha colapsado, por lo que cada lingote de oro que va a Irán representa decenas de miles de dólares que el pueblo venezolano necesita para obtener alimentos y medicinas", añadió. 

A este conflicto entre EE UU e Irán hay que añadirle que funcionarios de inteligencia norteamericanos informaron que, a principios de este mes, piratas informáticos del país islámico trataron de amenazar a los votantes que participan ya en los comicios presidenciales. La forma para provocarles temor fue enviándoles correos electrónicos falsos en que se hicieron pasar por el grupo proTrump Proud Boys. @mundiario