Distintas miradas al 23-F desde las instituciones y desde los observadores

El Rey asistió, junto a los representantes de los máximos poderes institucionales, al acto que conmemoró el 40 aniversario del 23-F de 1981. / Mundiario
El Rey asistió, junto a los representantes de los máximos poderes institucionales, al acto que conmemoró el 40 aniversario del 23-F de 1981. / Mundiario
Felipe VI destacó que la “firmeza y autoridad” del rey Juan Carlos I “fueron determinantes para la defensa y el triunfo de la democracia” aquel día. Pero en España hay voces discrepantes.
Distintas miradas al 23-F desde las instituciones y desde los observadores

El rey Felipe VI destacó este martes en el Congreso, en el acto conmemorativo del 40º aniversario de la intentona golpista del 23-F, que la “firmeza y autoridad” del rey Juan Carlos I “fueron determinantes para la defensa y el triunfo de la democracia” aquel día.

En un discurso pronunciado en el salón de los Pasos Perdidos del Congreso de los Diputados, el Rey afirmó que “hoy, como Rey, símbolo de la unidad y permanencia del Estado, mi compromiso con la Constitución es más fuerte y firme que nunca. Como también es inequívoca la voluntad de la Corona de ser una Institución que incluya, integre y cohesione a todos los españoles.”

La presidenta del Congreso, la socialista Meritxell Batet, que le precedió en el uso de la palabra, también aludió a “la decidida reacción de las instituciones públicas que, encabezadas por su majestad el rey Juan Carlos, asumieron la defensa de la democracia ante la amenaza de golpe”.

Pablo Iglesias, líder de Podemos y vicepresidente segundo del Gobierno, evitó aplaudir al Rey, pero el Gobierno de Pedro Sánchez ensalzó el papel de Juan Carlos I en el 23-F ante sus desplantes. Iglesias no aplaudió al Rey  Felipe VIMeritxell Batet por reconocer la labor del rey emérito a la hora de frenar el golpe de Estado del 81.

Tres visiones en MUNDIARIO

En MUNDIARIO, el periodista José Castro López escribió que, en 1981, el régimen democrático naciente, "que ya tenía muchos apoyos", resistió gracias a la intervención del rey Juan Carlos I que desactivó el golpe aislando a los asaltantes y conspiradores. "Su discurso a la Nación, uno de los más importantes de su reinado, marca el fin de la Transición", destacó este comentarista.

El expresidente del Ateneo Republicano de A Coruña, Carlos Etcheverría, tiene una visión distinta, que también recogió MUNDIARIO: "Los historiadores no han conseguido llegar al meollo del asunto, por el secretismo que rodea cuanto concierne al dramático suceso. Así lo pone de manifiesto el profesor Muñoz Bolaños en su reciente estudio El 23-F y los otros golpes de Estado de la Transición. La restricción al principio constitucional de publicidad que ampara la Ley de Secretos Oficiales (1968), impide aún hoy desclasificar las pruebas que demuestren los entresijos de la operación. La CE en su art. 9.3 establece la publicidad de las normas, pues constituye uno de los pilares del Estado de Derecho a diferencia de la época absolutista, en que existían preceptos secretos."

Para el profesor y periodista Fernando Ramos, también columnista de MUNDIARIO, a 40 años del 23-F se desconocen tanto la trama civil como a otros implicados. Según subraya Ramos, en sus memorias, el entonces líder del PCE Santiago Carrillo reveló que el Rey Juan Carlos I pidió a los dirigentes políticos no pretender ir más lejos de la evidencia de los implicados conocidos por los riesgos que supondría. @mundiario

Distintas miradas al 23-F desde las instituciones y desde los observadores
Comentarios