Buscar

MUNDIARIO

Dilma Rousseff, apartada de la presidencia de Brasil durante al menos 180 días

Tras 22 horas de debate en el Senado brasileño, una mayoría de senadores vota a favor del impeachment contra Rousseff quien queda fuera de la presidencia temporalmente y se le abre un proceso político. La sustituye el hasta ahora vicepresidente Michel Temer.

Dilma Rousseff, apartada de la presidencia de Brasil durante al menos 180 días
Dilma Rousseff. / EP
Dilma Rousseff. / EP

Judith Muñoz

Periodista.

Tras 22 horas y 39 minutos de debate en el Senado de Brasil, la votación que activa el impeachment (juicio político) contra la actual presidenta Dilma Rousseff, ha terminado con 55 votos a favor y 22 en contra. Por tanto, Rousseff va camino de ser apartada de su cargo como presidenta de Brasil. De entrada, durante al menos 180 días, tiempo en el que la presidenta mantiene su posición pero no las funciones que son asumidas por el vicepresidente Michel Temer.

Las acusaciones de corrupción han sobrevolado al gobierno presidido por Dilma Rousseff desde 2011. Una investigación sobre un esquema de sobornos de millones de dólares a la petrolera estatal Petrobras envuelve a docenas de empresarios y líderes políticos del país, aunque Rousseff no fue acusada directamente. La mandataria dirigió Petrobras durante muchos de los años que tuvo lugar la supuesta corrupción.

Eduardo Cunha, expresidente de la Cámara de Diputados de Brasil y actualmente procesado por corrupción, acusó a Rousseff de corrupción en diciembre de 2015, cuando él aún era el presidente de la Cámara e inició el juicio político (impeachment) que en abril de 2016 la Cámara baja (el Congreso de los Diputados) votó por amplia mayoría a favor (367 votos a favor contra 137 en contra).

Tras esta votación la misma debía pasar al Senado, acto que se ha iniciado este miércoles 11 de mayo y que podría acabar con el mandato de Dilma Rousseff. Pero dos días antes, el lunes 9, el presidente de la Cámara de Diputados que sustituyó a Eduardo Cunha, y por tanto presidente en interino, Waldir Maranhao, anuló la votación del mes pasado, tal y como publicó MUNDIARIO. Pero ni 24 horas después de su decisión, Maranhao anunciaba mediante un comunicado que revocaba la decisión tomada, es decir, el juicio político contra Rousseff continuaba.

Qué ha ocurrido y qué pasará ahora

> El Senado de Brasil votó finalmente a favor de un juicio político en contra de la presidenta Dilma Rousseff, por lo que la mandataria será suspendida temporalmente de su cargo durante 180 días.

> El vicepresidente Michel Temer toma temporalmente las riendas, hasta noviembre, cuando el proceso vuelva a un comité especial del Senado. En ese momento Rousseff tendrá 20 días para presentar su defensa. Después de eso, una determinación final será votada por dicha comisión.

Si Dilma Rousseff  es encontrada culpable, será destituida.
 

Brasileños se manifestaban esta semana contra Dilma Rousseff. / RRSS
Manifestación de brasileños contra Dilma Rousseff. / RR SS

 

El vicepresidente asume ahora las funciones de presidente de Brasil

El nuevo presidente de Brasil, Michel Temer, está considerado como un político discreto y ambicioso. Como ambicionaba ya ha llegado a lo más alto, aunque por una via tal vez no deseada.

El líder del Partido Democrático do Movimento Brasileiro, de centro derecha, prepara ahora un gabinete liberal en lo económico. Por su parte, el Partido de los Trabajadores, el hasta no hace mucho popular PT, intentará reconstruirse para recuperar la confianza de la parte de la izquierda brasileña que se ha sentido traicionada.