Buscar

MUNDIARIO

Condenada Isabel Serra, diputada de Podemos, por ataque a la policía

El Tribunal Superior de Madrid destaca la "especial inquina" de la política de Unidas Podemos con dos mujeres policía, una de las cuales resultó herida. Isabel Serra también ha quedado inhabilitada para ejercer cargos públicos durante 19 meses.

Condenada Isabel Serra, diputada de Podemos, por ataque a la policía
Isabel Serra. / Pixabay
Isabel Serra. / Pixabay

Maira Perozo

Periodista.

Intervenir para frenar un desahucio en un barrio de Madrid en el año 2014 usando la violencia le ha valido a Isabel Serra una condena de 19 meses. La sentencia considera probada su participación en los altercados contra la Policía Municipal de Madrid, enfrentamiento en el que dos agentes resultaron heridos. 

En ese sentido, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha condenado este miércoles a la diputada de Podemos de la Asamblea de Madrid Isabel Serra por los delitos de atentado, lesiones leves y daños. La defensa ya ha anunciado que recurrirá.

Declaración de las policías durante el juicio celebrado en febrero de 2020

De acuerdo con los hechos declarados probados –coincidentes con los aceptados por compañeros de Serra sentenciados antes que ella por el Juzgado de lo Penal número 20 de Madrid– durante la realización del lanzamiento aparecieron unos 50 miembros y simpatizantes de la plataforma Stop Desahucios que gritaban a los agentes "este desahucio lo vamos a parar", al tiempo que insultaban y se encaraban con los agentes que formaban el cordón policial.

Una vez finalizada la diligencia judicial, un grupo de las personas concentradas provocó "fuertes enfrentamientos" con los miembros de la dotación policial "despreciando su autoridad". "Procedieron a sentarse en la calzada para impedirles salir, resistiéndose pasivamente, hasta el punto de que hubo que ir desalojándolos uno a uno, arrastrándolos hasta ambos lados de la calzada.

Con una "actitud violenta", insultaron a los agentes ("hijos de puta", "asesinos", "vergüenza me daría ser policía") al tiempo que "les escupían, les lanzaban botellines, macetas, papeleras, piedras y adoquines".

Isabel Serra, que se había acercado al lugar cuando ya había finalizado el desahucio, también "profirió insultos" a la Policía y se encaró con una agente municipal diciéndole: "eres cocainómana, mala madre, hija de puta, con todo lo que hemos luchado las mujeres contigo se pierde todo". A otra agente le dijo: "hija de puta, puta, zorra, que te follas a todos los policías municipales, si fuera tu hijo tendría que cogerte un arma y pegarte un tiro''.


Quizá también te interesa:

"La acusada Isabel Serra, además de proferir insultos a los agentes, procedió también a dar empujones y a lanzar objetos contundentes a los mismos". Uno de los policías fue alcanzado por uno de los objetos, lesionando su mano izquierda. Una agente recibió el impacto de un objeto contundente impactándole en el casco "desvaneciéndose y teniendo que ser ayudada por otro compañero para introducirse en el vehículo policial". Sufrió una lesión cervical con mareos y vértigos. Dos de los vehículos policiales sufrieron daños por valor de 7.230 euros.

En el fallo la Sala le impone una multa de 2.400 euros y 19 meses de inhabilitación para “el derecho al sufragio pasivo” al margen de la condena de prisión, que en principio no implicaría el ingreso en la cárcel, y le absuelve del delito de desórdenes públicos.

Sin embargo, la Fiscalía pedía para la diputada, que siempre defendió su inocencia y negó todas las acusaciones, una pena de 23 meses de prisión y 5.200 euros de indemnización para dos agentes de Policía Municipal que resultaron heridos.

Serra trató de frenar un desahucio en el barrio madrileño de Lavapiés con 50 personas. Ahora el tribunal acusa a la diputada de propiciar insultos, empujones y arrojar objetos contra miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. La Fiscalía también le acusaba de un delito de desórdenes públicos, pero el TSJM lo ha descartado al no quedar probado que la intención de estos actos fuera atentar contra la paz pública. @mundiario