Las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera siguen aumentando

Cumbre del Clima en París. / Mundiario
Cumbre del Clima en París. / Mundiario

Con la aprobación del Acuerdo de París sobre el cambio climático, la comunidad internacional expresó clara y unánimemente su compromiso de actuar. Ya disponemos de gran parte de los conocimientos y los instrumentos que necesitamos.

Las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera siguen aumentando

Las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera siguen aumentando. También se eleva la temperatura de los océanos y la tierra. El cambio climático está acelerándose a un ritmo alarmante. La ventana de oportunidad para mantener el aumento de la temperatura mundial muy por debajo de 2º C, el umbral acordado por los gobiernos del mundo en París en diciembre del año pasado, es estrecha y cada día se reduce más.

Todos padeceremos los efectos del calentamiento del planeta. El nivel del mar se ha elevado y los fenómenos meteorológicos extremos se están convirtiendo en la nueva norma. Las lluvias torrenciales y las inundaciones pondrán en peligro un mayor número de vidas y bienes. Las sequías más severas y prolongadas pondrán en riesgo la seguridad alimentaria, aumentarán la mortalidad y desestabilizarán las economías locales y mundial. Las condiciones ambientales cambiantes intensificarán la propagación de muchas enfermedades.

De ahí el tema seleccionado este año para el Día Meteorológico Mundial: “Más cálido, más seco, más húmedo: afrontemos el futuro”. El mundo debe actuar ya para transformar la economía mundial con el fin de asegurar un crecimiento con bajas emisiones y fortalecer la resiliencia a los cambios inevitables que se avecinan, especialmente en los países menos adelantados.

Con la aprobación del Acuerdo de París sobre el cambio climático, la comunidad internacional expresó clara y unánimemente su compromiso de actuar. Ya disponemos de gran parte de los conocimientos y los instrumentos que necesitamos. Pero no podemos permitirnos el lujo de un retraso.

He invitado a los dirigentes del mundo el próximo mes a Nueva York, el 22 de abril, para la firma del Acuerdo de París, un paso fundamental para asegurar su pronta ratificación. Sin embargo, incluso antes de que el Acuerdo entre en vigor, todos los países, todas las empresas y todos los ciudadanos tenemos un papel que desempeñar en la lucha contra el cambio climático y la construcción de un futuro sostenible para las generaciones presentes y futuras.

En este Día Meteorológico Mundial, insté a los encargados de la adopción de decisiones y a todas las instancias de la sociedad a que enfrentemos el futuro ya. Solo si respondemos al desafío del cambio climático con determinación podremos evitar sus peores efectos y sentar las bases de un mundo en el que reinen la paz, la prosperidad y las oportunidades para todos.

Las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera siguen aumentando
Comentarios