Comisiones de investigación y auditorías son instrumentos de poder, no de transparencia

Primeros momentos tras el descarrilamiento del tren en Santiago.
Primeros momentos tras el descarrilamiento del tren en Santiago.

El PSOE, que durante cuatro años se ha opuesto a crear una comisión de investigación sobre uno de los mayores accidentes ferroviarios, en Angrois-Santiago de Compostela, ha cambiado diametralmente de parecer y ahora apoyará su creación. ¿Cuáles son las claves de esta decisión?

Comisiones de investigación y auditorías son instrumentos de poder, no de transparencia

El Congreso de los Diputados ha terminado los trabajos de la comisión de investigación sobre la llamada “policía política”, luego de haber escuchado solamente a cinco comparecientes. Las conclusiones elaboradas por una mayoría  circunstancial, probablemente estaban redactadas antes de iniciarse los trabajos. Los  ciudadanos no sabrán nada que no hubiesen conocido hace meses por la prensa. Paralelamente continúan los trabajos de la comisión de investigación sobre la presunta financiación irregular del Partido Popular, en la que sólo son sometidos a debate los comportamientos de ese grupo. De forma simétrica en el Senado existe otra comisión similar en la que sólo se dilucidan las actuaciones de los demás Grupos. Los ciudadanos podemos suponer ya el tenor de las conclusiones a las que en su día lleguen ambas comisiones.

El PSOE, que durante cuatro años se ha opuesto a crear una comisión de investigación sobre uno de los mayores accidentes ferroviarios, en Angrois-Santiago, ha cambiado diametralmente de parecer y ahora apoyará su creación. La explicación tácita es que así altos cargos del gobierno Zapatero deberán someterse al escrutinio de la oposición, una pequeña venganza hacia quienes no apoyaron la candidatura de Pedro Sánchez, ya que no existe ningún otro argumento nuevo. El argumento utilizado durante ese cuatrienio, no someter a investigación parlamentaria lo que ya está en vía judicial, era una medida cautelar que ahora se abandona. Cabe recordar que el Tribunal Supremo se ha quejado en otros casos por abandonar esa cautela e interferir en la instrucción judicial. No solamente en Polonia se reduce la independencia judicial.

Las comisiones de investigación parlamentarias no tienen como principal objetivo esclarecer hechos, sino fundamentalmente determinar las responsabilidades políticas, que no penales ya que éstas dependen de los Tribunales de Justicia. En el Parlamento el juego mayoría-minoría determina el alcance, contenido y conclusiones de las Comisiones, con independencia absoluta de cualquier otra consideración. Es más cuando el Gobierno tiene interés puede dinamitar las Comisiones, como ocurrió en Galicia con las Comisiones de Investigación sobre las Cajas de Ahorros, cuyas conclusiones nunca se llegaron a elaborar o con la Comisión de Prevención de la Corrupción, bloqueada desde hace años. Así es como el Presidente de la Xunta aspira a emular al Presidente Rajoy en la  carrera por la sucesión.

Accidente de tren en Angrois, cerca de Santiago de Compostela.Accidente de tren en Angrois, cerca de Santiago de Compostela.

La prensa, cuando no está mediatizada por su dependencia del poder, presta un servicio inestimable en la detección, seguimiento y sobre explicación ante el gran público

Si así funcionan los Parlamentos electos, las empresas privadas no van a la zaga  regateando la transparencia. Para hacerlo cuentan con la inestimable ayuda de un agente externo que por imperativo legal revisa y emite un informe sobre las cuentas anuales. Las auditorías de las Cajas de Ahorros del Mediterráneo, de Castilla—La Mancha, de Bankia, de Pescanova, de Abengoa, de la fusión de las Cajas gallegas, han resultado escandalosas y parte del propio problema, al encubrir o desviar la atención de la situación real de esas empresas. La explicación no es difícil, quienes auditan son contratados y pagados por los auditados. En otras latitudes los escándalos son similares, sirva Enron como ejemplo.

Se habla más que nunca de la Transparencia o de la Responsabilidad Social Corporativa mientras los escándalos se suceden. La Justicia, con mucho retraso casi siempre, aclara y sanciona muchos casos. La prensa, cuando no está mediatizada por su dependencia del poder, presta un servicio inestimable en la detección, seguimiento y sobre explicación ante el gran público. De ahí que convenga mantener un saludable escepticismo sobre aquellos instrumentos al servicio del poder cuya equívoca denominación puede llamar a engaño. Casi siempre la transparencia es considerada un peligro por quienes tienen responsabilidades directivas, sea en una empresa, un Gobierno o una organización política.

Comisiones de investigación y auditorías son instrumentos de poder, no de transparencia
Comentarios