Colombia elige a Duque en la primera vuelta

Iván Duque.
Iván Duque.

El Acuerdo de Paz pasa factura y los más de 36 millones de colombianos han castigado a los candidatos de Santos en las urnas dando a Iván Duque el liderazgo. La batalla final se libra el próximo 17 de junio, en la segunda vuelta.

Colombia elige a Duque en la primera vuelta

Las encuestas no se equivocaron, Iván Duque, candidato del Centro Democrático, y Gustavo Petro, representante de izquierdas por el partido Colombia Humana, han sido los vencedores en la primera vuelta de las elecciones más convulsas de los últimos tiempos en Colombia, marcadas por un fuerte choque ideológico y la frustración en un marco de paz que va camino al fracaso.

Este es el segundo gran triunfo de Duque, quien encabeza los votos escrutados (97%) con más del 39%; que suponen 7 millones de votos, superando las encuestas. Su primer logro fue el “No” al Acuerdo de Paz, el pasado mes de octubre. Duque es el candidato de la coalición promovida por los exmandatarios Álvaro Uribe y Andrés Pastrana que han batallado duro contra el Gobierno de Santos por el Acuerdo de Paz alcanzado con las FARC.

Iván Duque es abogado, con 41 años representa a la derecha; trabajó en Washington como consejero del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), ha sido senador y asesor en el Ministerio de Hacienda en el gobierno de Pastrana. Su discurso se ha centrado en un cambio del modelo económico bautizado como “economía naranja”, que básicamente contempla medidas para el emprendimiento, la innovación y la industria creativa.

Sus principales propuestas consideran el control del gasto público, reducir la evasión tributaria, incentivar el emprendimiento y aumentar la equidad, fortalecer las fuerzas militares y la policía. Propone cambios estructurales en el Acuerdo de Paz ya que ha sido un firme opositor a todos los beneficios otorgados a las FARC en detrimento de las causas de las víctimas de un conflicto de más de 50 años. Duque ha sido bautizado como “el Macron de América Latina”, además de confesar ser seguidor del presidente francés también lo es de Albert Rivera en España.

Desde su gabinete destacan entre sus principales obras como político que “ha sido autor de cuatro Leyes de la República: 1) Aumento de la licencia de maternidad, para mejorar la calidad de vida de nuestras madres trabajadoras. 2) Instalación de desfibriladores en establecimientos, públicos para salvar vidas. 3) Uso de cesantías en seguros educativos, para que más familias puedan enviar sus hijos a la universidad. 4) Ley Naranja, para la promoción de la economía creativa y la protección de nuestra cultura”.

Gustavo Petro, exalcalde de Bogotá y exguerrillero del M-19, considerado prochavista, ha sido el segundo vencedor con un 25% de los votos. Es economista y se ha desempeñado como Senador de la República por el Polo Democrático Alternativo (PDA). El líder de la izquierda destaca entre sus propuestas superar la segregación y la discriminación, fortalecer la educación pública y combatir el cambio climático.

Por su parte, Sergio Fajardo (Coalición Colombia, centro), ha sido el tercer candidato en el ranking con un 23% de los votos. Las urnas han noqueado a Germán Vargas Lleras (Movimiento Mejor Vargas Lleras, centro derecha), ex vicepresidente del actual gobierno y, a Humberto de la Calle, candidato del Partido Liberal. Fue el jefe negociador por el gobierno en los diálogos de paz alcanzados con las FARC. Con anterioridad fue vicepresidente de la República durante el gobierno de Ernesto Samper en 1994, ministro del Interior y embajador de Colombia en la OEA.

¿Qué reflejó el voto de los colombianos en las urnas? A los más de 36 millones de colombianos les importa un Acuerdo de Paz que hace aguas. El 40% de las FARC ha regresado a la ilegalidad con 18 facciones que se mantienen en armas.

Asimismo, el temor a que Venezuela, la Siria latinoamericana, siga pasando factura a Colombia, Colombia en la Turquía latinoamericana acogiendo a miles de inmigrantes en un éxodo masivo que parece no tener fin.  

Los colombianos han elegido en primera vuelta a un firme defensor de valores éticos y han preferido un giro a la derecha, pese al temor de que el Acuerdo de Paz se quede en agua de borrajas. El país de la “mermelada” afrontará pues un nuevo desafío el próximo mes de junio. Confiemos que las prácticas clientelistas no se apliquen en la nueva jornada electoral con compra de votos y que elija el pueblo soberano. @mundiario

Colombia elige a Duque en la primera vuelta