Ciberseguridad, retorno de embajadores y Ucrania: las claves de la cumbre entre Biden y Putin

Joe Biden, presidente de EE UU; y Vladimir Putin, presidente de Rusia. / Twitter @mae_rusia
Joe Biden, presidente de EE UU; y Vladimir Putin, presidente de Rusia. / Twitter @mae_rusia
Joe Biden y Vladimir Putin acuerdan el regreso de los embajadores expulsados de EE UU y Rusia como gesto inicial para un acercamiento tras la reunión celebrada en Ginebra. 
Ciberseguridad, retorno de embajadores y Ucrania: las claves de la cumbre entre Biden y Putin

Joe Biden y Vladimir Putin finalmente han estado frente a frente. El presidente de Estados Unidos y el de Rusia han celebrado este miércoles, en Ginebra (Suiza), una esperada cumbre que se ha extendido durante unas cuatro horas. La cita bilateral organizada para rebajar las tensiones entre Washington y Moscú, que atraviesas su peor momento debido a los recelos, las hostilidades, la escalada en las sanciones y las acusaciones mutuas, ha concluido con un primer gesto para impulsar el acercamiento: el regreso de los embajadores expulsados de los respectivos países para asumir sus funciones. 

Putin ha sido el primero en presentarse ante la prensa tras la reunión. El mandatario ruso ha asegurado que la reunión con su par estadounidense fue "constructiva", al tiempo que ha subrayado que ambos países comenzarán consultas sobre estabilidad estratégica y ciberseguridad, ya que “ambas partes tienen que asumir ciertas obligaciones allí”. 

La crisis de los ataques cibernéticos

“Creemos que el ciberespacio es extraordinariamente importante. En general, y en particular para Estados Unidos, y en la misma medida para Rusia ”, ha dicho Putin, antes de asegurar que Estados Unidos no es el único país que ha sido víctimas de ciberataques: este fenómeno también ha "comprometido" el sistema ruso. “Nos encontramos con esto todos los años. Por ejemplo, uno de los sistemas de salud en una parte muy importante de Rusia fue atacado. Entonces, significa que este trabajo se está coordinando”, insistió el presidente ruso. “En Estados Unidos no creo que el gobierno esté particularmente interesado en organizar eso o investigarlo. Todo lo que hacen es hacer insinuaciones. Lo que necesitamos son consultas de expertos entre nosotros. Acordamos que, en principio, Rusia está preparada para eso”.

 

La adhesión de Ucrania a la OTAN

Otro de los temas centrales de la cumbre fueron las diferencias entre Moscú y Washington sobre Ucrania. Las partes han acordado “recurrir a la diplomacia” para resolver los asuntos relacionados con adhesión de Kiev a la OTAN, en base al acuerdo de Minsk. "Le comuniqué (a Putin) el compromiso inquebrantable de EE.UU. con la soberanía e integridad territorial de Ucrania", ha explicado Biden. “No creo que haya nada que discutir allí”, añadió. 

El demócrata se ha esforzado en dejar claro que busca restablecer los lazos de Estados Unidos con el mundo. “Cuando tengamos diferencias, quiero que el presidente Putin entienda por qué digo lo que digo, y por qué hago lo que hago, y cómo responderemos a las diferentes acciones que perjudiquen los intereses de Estados Unidos. Le dije al presidente Putin que mi agenda no es contra Rusia ni contra nadie. Es en beneficio del pueblo estadounidense”, detalló el mandatario. 

 

Las interferencias electorales del Kremlin y la represión a los opositores en Rusia, con el arresto de Alexéi Navalni como símbolo, eran otras cuestiones sensibles que debían abordarse en el encuentro entre Biden y Putin. Al respecto, el presidente ruso solo ha detallado que Navalni es “un ciudadano” que regresó a Rusia “buscando ser arrestado” y ha intentado esquivar las preguntas sobre derechos humanos echando mano de su estrategia de siempre: echar en cara a EE UU la guerra de Irak, la de Afganistán, la prisión de Guantánamo y, en el contexto actual, las protestas contra el racismo o el asalto al Capitolio. @mundiario 

Ciberseguridad, retorno de embajadores y Ucrania: las claves de la cumbre entre Biden y Putin
Comentarios