Las fuerzas políticas unionistas no están argumentando en positivo en Cataluña

Mariano Rajoy y Xavier García Albiol.
Mariano Rajoy y Xavier García Albiol.

En la Escocia de hace un año,  el unionismo también apeló al voto del miedo, pero a la vez intentó la seducción de la ciudadanía, desde la emotividad y con más autogobierno.

Las fuerzas políticas unionistas no están argumentando en positivo en Cataluña

En la Escocia de hace un año,  el unionismo también apeló al voto del miedo, pero a la vez intentó la seducción de la ciudadanía, desde la emotividad y con más autogobierno.

 

En efecto, hace un año en Escocia, los unionistas también apelaron al voto del miedo, pero tambièn intentaron la seducción de la ciudadanía escocesa, desde la emotividad y la promesa de incrementar sustancialmente su autogobierno. El unionismo español no ha intentado seducir a la ciudadanía catalana.

Decíamos días atrás que la actual campaña catalana se parecía a la del referéndum escocés de hace un año en la continua apelación de los unionistas al miedo. Pero ahí se acaban las semejanzas. Ya que en Escocia, los líderes de los tres principales partidos estatales (el tory  David Cameron, el labour Ed Milliband  y el lib dem Ed Milliband) realizaron un llamamiento al voto negativo apelando a los valores de la amistad y fraternidad, a los beneficios dela mutua convivencia y prometieron un sustancial incremento del ámbito escocés de autogobierno en las áreas fiscal y de Seguridad Social y en cuanto a las políticas sociales.

Los unionistas españoles, por ahora, no han ofrecido ni prometido nada. Y ni siquiera han efectuado una apelación a los lazos creados por la común convivencia o a los valores de la ciudadanía catalana. Así me lo manifiesta una amiga  catalana: “Desde el unionismo nadie ha intentado seducirnos y todos intentan atemorizarnos”.

Las fuerzas políticas unionistas no están argumentando en positivo en Cataluña
Comentarios