En el Capitolio, la realidad superó a la ficción

Asaltantes del Capitolio de EE UU. / RR SS
Asaltantes del Capitolio de EE UU. / RR SS
Ya hay suficientes problemas en el mundo como para que EE UU se convierta en uno más.
En el Capitolio, la realidad superó a la ficción

El espectáculo en el Capitolio de EE UU, del que hemos sido testigos en vivo y en directo ayer y esta pasada madrugada, gracias a los medios de comunicación y las redes sociales, es penoso. Lo malo es que los trumpistas se creen ahora con barra libre para derribar como sea a este “ilegítimo gobierno social-comunista”. La guinda ha sido lo sucedido este día de Reyes en Georgia, con el control del Senado por los demócratas.

¿No nos suena este discurso....? Tomemos nota en España y en general en Occidente, el llamado “mundo libre”..., porque quien siembra vientos...

La que en muchos aspectos –cada vez menos–, se sigue considerando la primera potencia del mundo, ha ofrecido su peor cara. ¡Cómo se reirán en Rusia, China, Cuba, Venezuela...! Un país con una colosal maquinaria militar, policial, de inteligencia... y resulta que unos cuantos extremistas entran en el Capitolio y están tres horas como Pedro por su casa, al grito de “libertad”, “esta casa es nuestra”, “democracia para el pueblo”.... Bien empezamos el año 2021.

El Servicio Secreto que protege al Presidente, el FBI y todas las muy poderosas agencias de inteligencia, ya pueden ponerse las pilas. Joe Biden puede que no termine su mandato. Y si eso ocurre, y puede ocurrir, la Vicepresidenta asumirá el cargo... ¿Los trumpistas irán también a por ella? Produce escalofríos pensar en la deriva y decadencia de EE UU.

Ya ha habido series de televisión que adelantaban este tipo de situaciones. Al final, la realidad supera la ficción. Estaremos atentos a lo que suceda a partir de ahora. Muchos en EE UU, en todos los bandos, están en shock por lo vivido en Washington. A ver cómo evolucionan las cosas a partir de ahora. Ya hay suficientes problemas en el mundo como para que EE UU se convierta en uno más. @mundiario

En el Capitolio, la realidad superó a la ficción
Comentarios