Buscar

MUNDIARIO

El Brexit pone en discusión el liderazgo de Corbyn en el laborismo

El exalcalde de Londres deberá lidiar con los liberales demócratas del partido por la posición que tendrán frente a los planes de Johnson para ejecutar la salida de la Unión Europea.

El Brexit pone en discusión el liderazgo de Corbyn en el laborismo
Jeremy Corbyn. / RRSS
Jeremy Corbyn. / RRSS

Firma

Rodrigo Chillitupa Tantas

Rodrigo Chillitupa Tantas

El autor, RODRIGO CHILLITUPA TANTAS, escribe en MUNDIARIO. Es periodista peruano de la Universidad Jaime Bausate y Meza. Trabajó como redactor en los periódicos Todo Sport, Nuevo Sol y el Grupo La República. Fue corresponsal en Lima de Segundo Enfoque de Argentina. Actualmente colabora con la revista CARETAS. @mundiario

La crisis del Brexit también ha puesto en una encrucijada a Jeremy Corbyn y al Partido Laborista. Este fin de semana se realizará el congreso nacional de la agrupación para fijar una posición definitiva frente a los planes del primer ministro Boris Johnson que plantea la salida, con o sin acuerdo, de la Unión Europea (UE) el próximo 31 de octubre.

Antes de llegar a este importante conclave, las posiciones de Corbyn y el laborismo son dispares. El exalcalde de Londres busca que la ejecución del Brexit no se haga sin acuerdo. Y todo tiene un trasfondo: apunta a que se celebren nuevas elecciones, ganarlas y convocar a un nuevo referéndum que apunte a la permanencia o no dentro del bloque europeo. En tanto, su agrupación solo plantea que los fondos destinados a la salida de la UE se deriven a otros asuntos.

Como sea, la posición ambigua de Corbyn puede provocarle recibir un portazo del electorado británico. La última encuesta de la firma de análisis de datos por Internet, YouGov, publicada el miércoles, sitúa por primera vez a los liberales demócratas (23%) por delante de los laboristas (21%), y otorga una cómoda primera posición al Partido Conservador de Boris Johnson (32%).

Corbyn cuenta con el poderoso apoyo de los sindicatos. En concreto, con la alianza de Len McCluskey, al frente de Unite. Solo en el primer trimestre, la confederación ingresó 600.000 euros en las arcas del partido, y tiene un fondo de 17 millones que podría activar para una campaña. Sin embargo, este fondo no le resultaría suficiente al exalcalde de Londres para llevarlo a las urnas, donde los británicos pueden optar por una decisión inesperada, así como ocurrió con el propio Brexit en el 2016. @mundiario