La ausencia del Parlamento de Galicia en la celebración del 25 de Julio

Día da Patria en Galicia, el 25 de julio.
Día da Patria en Galicia, el 25 de julio.

En vez de aprovechar el 25 de Julio para realizar un balance anual del estado de la nación gallega se utiliza la ocasión para analizar la temperatura de las fuerzas nacionalistas.

La ausencia del Parlamento de Galicia en la celebración del 25 de Julio

A pesar de que en los últimos años de la década de los 70, Antonio Rosón promovió la instauración oficial del Día Nacional de Galicia, los antecesores del actual Partido Popular de Galicia (PPdG) y del propio Partido Socialista de Galicia (PSdG) no quisieron caminar por ese camino simbólico y dejaron que el nacionalismo gallego mantuviese, en solitario, la vitalidad conmemorativa del 25 de Julio.La carencia de una fortaleza institucional suficientemente determinante y la excesiva preocupación por la disputa de la hegemonía entre las diversas expresiones del movimiento nacionalista, dificultó la consecución de una mayor complicidad social con esta celebración identitaria y facilitó la construcción de un imaginario popular que equiparó el Día de la Patria Gallega con la celebración partidaria de las organizaciones nacionalistas.

Nos encontramos, pues, ante una situación singular en el seno de la opinión publicada: en vez de aprovechar el 25 de Julio para realizar un balance anual del estado de la nación gallega y de su autogobierno, se utiliza la ocasión para analizar la temperatura de las fuerzas que se mueven, de manera más o menos explícita, en el ámbito del universo nacionalista y para formular hipótesis respecto a su evolución futura.En este momento, además, algunos factores coyunturales refuerzan esa focalización valorativa: la división interna de En Marea y la pérdida de la posición electoral conseguida en el pasado por el BNG (compatible, en todo caso, con su demostrada hegemonía movilizadora en una fecha como esta).

La presencia del Bloque en el gobierno de la Xunta entre agosto de 2005 y marzo de 2009 no fue suficiente para establecer nuevos hábitos institucionales acordes con la importancia simbólica de 25 de Julio

La presencia del Bloque en el gobierno de la Xunta entre agosto de 2005 y marzo de 2009 no fue suficiente para establecer nuevos hábitos institucionales acordes con la importancia simbólica de 25 de Julio. El cambio requería la voluntad explícita del socio mayoritario de aquel gobierno bipartito. Era preciso, concretamente, que la presidencia del Parlamento hubiese asumido la iniciativa de promover un acto conmemorativo que consagrara un permanente lugar de encuentro de la pluralidad social gallega como expresión de un sentimiento común de pertenencia nacional.

En este 2017 el Parlamento gallego cumple 36 años de vida.La existencia de esta institución está directamente vinculada al carácter nacional de Galicia y por eso debería haber jugado un papel decisivo en la consolidación de 25 de Julio como fiesta nacional de un viejo país que no quiere perder sus señales de identidad. ¿Tendremos que esperar otros treinta y seis años para que la mayoría de la Cámara legislativa asuma esta tarea pendiente?

La ausencia del Parlamento de Galicia en la celebración del 25 de Julio
Comentarios