Annalena Baerbock, la mujer que propició el cambio bipartidista en Alemania

Annalena Baerbock, líder de Los Verdes en Alemania. / Twitter
Annalena Baerbock, líder de Los Verdes en Alemania. / Twitter

La líder del partido Los Verdes de Alemania no acostumbra a ser protagonista en medios de comunicación pero su liderazgo dio un golpe al tablero político en las elecciones europeas.

Annalena Baerbock, la mujer que propició el cambio bipartidista en Alemania

"Lo de hoy es un voto a favor de los Derechos Humanos y contra el populismo. Lo de hoy es un voto a favor de la democracia”. Sin grandes aspavientos, sin un ejército de directivos a sus espaldas y en un tono bastante discreto celebró Annalena Baerbock los resultados del partido Los Verdes en las elecciones europeas de este domingo. Baerbock es la cabeza en Alemania de la agrupación que puso patas arriba el tablero político de Europa el fin de semana pese a que no es alguien que acostumbre a adornar las portadas de los medios de comunicación, algo que hace todavía más heróico el triunfo histórico del domingo en la potencia de facto de la Unión Europea.

Annalena Charlotte Alma Baerbock nació el 15 de diciembre de 1980 en Hannover, en el Estado Federal de Baja Sajonia, Alemania. Estudió Ciencias Políticas y Ley Pública en la Universidad de Hamburgo entre 2000 y 2004. Ingresó a la política en un segundo plano en 2005, cuando laboró para la entonces eurodiputada Elisabeth Schroedter, una de las grandes matriarcas de la unión entre Aliana 90/Los Verdes. Luego, entre 2008 y 2009 fue asesora de políticas de seguridad del grupo parlamentario de Los Verdes en el Bundestag, el Congreso de Alemania.

Entrada al Parlamento Alemán

Habiendo recorrido las grandes plataformas de la política europea tras bastidores, Baerbock, cuya familia de esposo y dos hijas vive en Postdam, Alemania, estaba lista para dar el salto al protagonismo. Así, se presentó a las elecciones de 2013 como la candidata del partido Los Verdes en el distrito de Postdam-Mittelmark II-Teltow-Fläming II. Obtuvo el escaño a nombre de dicha circunscripción y también el de cabeza de lista por el Estado de Brandenburgo. Así, ingresó al Bundestag por primera vez pese a haber fracasado tan solo cuatro años antes. Baerbock llegó para quedarse pues desde que tomó aquel escaño no ha hecho sino avanzar en su carrera.

Durante su primer período en el Organismo Legislativo, Baerbock fue una integrante del Comité de Asuntos Económicos y Energía así como del Comité de Asuntos Europeos. Su grupo parlamentario la nombró como vocera para las políticas climatológicas. Baerbock es una de las voces más conocidas en Alemania en el tema del cambio climático e incluso participó en la Conferencia del Cambio Climático de las Naciones Unidas ininterrumpidamente entre 2013 y 2016.

Su excelente labor y su más que contrastado liderazgo la llevaron a repetir como jefa de la lista del Estado de Brandenburgo en las elecciones de 2017, en las que retuvo su escaño. De hecho, fue una de las principales promotoras de la fallida alianza que intentó su partido con la CDU/CSU (la alianza de die Kanzlerin, Angela Merkel) y el FDP. Aquello es probablemente la única tacha que aparece en su currículum porque en lo demás es impecable.

Baerbock había ocupado ya casi todo tipo de puestos disponibles tanto en su partido como en el Bundestag, tan solo le hacía falta hacerse con la jefatura de su agrupación. El 27 de enero de 2018, Los Verdes la elijen como una de los dos presidentes del partido a nivel federal junto a Robert Habeck. Baerbock ganó esta posición en votaciones primarias con un 64% del total de votos, una diferencia abrumadora respecto a Anja Piel, su competidora por el puesto.

Sus posturas

Obviamente, uno de los temas que más le apasionan es la protección al medio ambiente. Baerbock cuenta en su página oficial con monografías dedicadas a ello. “El cambio climático no es algo abstracto, es algo real y sus consecuencias son siempre más peligrosas”, asegura en dicha página. Baerbock es también una de las más férreas defensoras del Acuerdo de París para el Cambio Climático, un documento firmado por 195 Estados para la preservación del medio ambiente.

Aparte del cambio climático, Baerbock es también una defensora de la familia tradicional. “Los niños deberían ser un lujo. Lamentablemente, para los padres o madres solteras o personas con bajo poder adquisitivo usualmente no alcanza el dinero. Para esta experimentada política, la clave para una familia próspera es la garantía de buena educación, fomento de salud y escuelas de primer nivel. Baerbock considera la pobreza como una de las principales amenazas para el desarrollo de los más pequeños, por lo que promueve la inversión del Estado en las futuras generaciones a fin de combatir la pobreza infantil, que estima, según estadísticas de su propia página web, en 4,4 millones.

Con un 20,5% del total de los votos, Los Verdes de Baerbock dieron el sorpasso en Alemania, dejando atrás al Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD, por sus siglas en alemán), que obtuvo su peor resultado histórico con un pobre 15,8%, y solamente por detrás de la omnipotente alianza entre la CDU/CSU, que consiguió el 28,9% del total. Puede que haya sido un segundo lugar, pero ha sido suficiente para poner fin a la hegemonía bipartidista del país patriarca de la Unión Europea. @mundiario

Annalena Baerbock, la mujer que propició el cambio bipartidista en Alemania
Comentarios