La advertencia de la familia Franco al Gobierno de Pedro Sánchez

Valle de los Caídos. / Wikipedia
Valle de los Caídos. / Wikipedia

La Fundación Nacional Francisco Franco remitió, vía burofax, un comunicado a la Presidencia del Gobierno el pasado 23 de agosto, en vísperas del último Consejo de Ministros que inició el procedimiento legal para la exhumación.

La advertencia de la familia Franco al Gobierno de Pedro Sánchez

La familia de Francisco Franco advirtió el pasado 23 de agosto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de que si sigue adelante con la exhumación de los restos del dictador podría incurrir en un delito de prevaricación y usurpación de funciones, y otro de profanación de sepultura.

Así consta en un comunicado que la Fundación Nacional Francisco Franco (FNFF) remitió, vía burofax, a la presidencia del Ejecutivo ese día, la víspera de la aprobación en Consejo de Ministros del real decreto que blinda la retirada de los restos del autócrata del Valle de los Caídos, recoge El País, que cita a Eldiario.es y a fuentes consultadas por la agencia de noticias Efe.

"Ponemos en su conocimiento por si se les hubiera pasado inadvertido, que dicha aprobación contraviene el artículo 86 de la Constitución por falta absoluta del presupuesto habilitante al no concurrir el requisito imperativo de la extraordinaria y urgente necesidad", se puede leer en la notificación oficial remitida al Gobierno.

La FNFF, dedicada a enaltecer la figura del dictador, advirtió al Gobierno de que la exhumación puede ser constitutiva "de un delito de prevaricación y usurpación de funciones, sin perjuicio de la posible comisión de un delito de profanación de sepultura ubicada en lugar de culto, inviolable, de acuerdo con el tratado internacional con la Santa Sede de 1979". La familia de Franco advirtió de que agotaría los recursos legales a su alcance para impedir la exhumación en el Valle de los Caídos de los restos mortales del dictador. Lo hizo el mismo día en el que el BOE publicó el real decreto aprobado en el último Consejo de Ministros, que modifica la Ley de Memoria Histórica para establecer que el Valle de los Caídos será un "lugar de conmemoración, recuerdo y homenaje a las víctimas" de la Guerra Civil donde "solo podrán yacer los restos mortales" de los fallecidos en la contienda.

El Ejecutivo socialista pondrá en marcha el viernes el procedimiento para la exhumación, con la aprobación de un acuerdo de incoación, que designará un órgano instructor, y dará 15 días a la familia para que puedan personarse y presentar las alegaciones, así como para comunicar el destino que deseen para los restos mortales de Franco. "Es urgente porque vamos tarde. Un dictador no puede tener una tumba de Estado en una democracia consolidada como la española. Es incompatible", dijo la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo, el pasado 24 de agosto para explicar por qué el Gobierno ha aprobado un decreto ley para iniciar el proceso de exhumación del dictador. @mundiario

La advertencia de la familia Franco al Gobierno de Pedro Sánchez
Comentarios