El 23 de febrero en Venezuela: ¿entrará la ayuda humanitaria?

Frontera colombo-venezolana. RR SS.
Frontera colombo-venezolana. / RR SS.

La oposición venezolana espera que, con la ayuda de sus vecinos –Colombia y Brasil- y la presión estadounidense, pueden hacer llegar la ayuda humanitaria al país caribeño. El gran problema que enfrentan es la negativa de Nicolás Maduro y su cúpula, que ya han ordenado el cierre “temporal” de todas las fronteras, incluido el paso de embarcaciones desde las islas del caribe, como la vecina Curazao.

El 23 de febrero en Venezuela: ¿entrará la ayuda humanitaria?

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela y presidente encargado, Juan Guaidó señaló el 23 de febrero como la fecha dispuesta para hacer entrar al país la ayuda humanitaria que tanto necesitan los venezolanos. Decimos hacer entrar porque no será una labor fácil debido a que Nicolás Maduro ha ordenado el cierre de las fronteras del país y ha postrado a la Fuerza Armada en las regiones para evitar su paso.

Los insumos, compuestos por medicinas y alimentos, están almacenados en Cúcuta, Colombia; Roraima, Brasil; y en Curazao. Desde estos puntos se supone que se harán llegar el canal humanitario que no solo es una forma de ayuda para los venezolanos, también es la mejor arma que tiene la oposición del país para hacer frente y seguir presionando al régimen de Maduro, que a pesar de negar la crisis humanitaria que hay en Venezuela, aseguró hace unos días que habían “comprado” insumos a Rusia, a los que llamaron “ayuda humanitaria”.

 

La entrada de la ayuda no está garantizada y podría terminar de encender la situación en el país. Maduro calificó el cargamento de “show de la oposición”, mientras que su vicepresidenta, Delcy Rodríguez, llegó a asegurar que los insumos eran un “arma biológica”.

En rechazo a la llegada del canal humanitario, Maduro anunció el cierre indifenido de la frontera marítima con las islas de Aruba, Bonaire y Curazao -territorios autónomos de Holanda en el mar Caribe-, así como las fronteras terrestres con Brasil y los puentes colombo-venezolanos.

La situación en Venezuela es ciertamente fuera de lo normal. En otros casos, las acciones de Maduro habrían bastado para dar por zanjado el tema, pero dado que no es reconocido como el presidente de ese país por varias naciones y la crisis en el país sigue creciendo, el resto de los líderes de la región hacen caso omiso a sus acciones y se alinean con la oposición venezolana.

 

Con Juan Guaidó como presidente interino, los países de la región –ahogados por el gran flujo de migrantes- esperan que inicie el camino hacia una transición democrática y libre para llamar a unas nuevas elecciones presidenciales. Hasta ahora, se tiene el registro de que cerca de 3,4 millones de venezolanos han salido de Venezuela en busca de nuevas oportunidades, según datos de la ACNUR. Pero este no es el único problema que enfrenta Venezuela, debido a que casi todos los poderes se encuentran en manos del chavismo, la delincuencia se ha salido de control, no hay medicamentos o alimentos…El descontento es grande, pero el éxito del ingreso de la ayuda humanitaria estará claramente sujeto a lo que decidan los militares venezolanos dispuestos en las fronteras. @mundiario 

El 23 de febrero en Venezuela: ¿entrará la ayuda humanitaria?
Comentarios