Buscar

MUNDIARIO

Ser una persona graciosa te hará más inteligente que el resto de tus conocidos

Investigaciones recientes, que ven una relación entre el sentido del humor y la inteligencia, también muestran que las personas divertidas son siempre las más agradables. 

Ser una persona graciosa te hará más inteligente que el resto de tus conocidos
El actor y comediante Will Ferrell. / RRSS
El actor y comediante Will Ferrell. / RRSS

Firma

Armando Diéguez

Armando Diéguez

Periodista guatemalteco formado en Ciencia Política y Literatura. Escribe en MUNDIARIO. Twitter: @mundiario

Una serie de estudios han encontrado una correlación entre el humor y la inteligencia. Investigadores en Austria descubrieron recientemente que las personas graciosas, en particular las que disfrutan del humor negro, tienen coeficientes intelectuales más altos que sus pares menos dados al sentido del humor. Los investigadores argumentan que se requiere habilidad cognitiva y emocional para procesar y producir humor.

Su análisis muestra que las personas que ejercitan el sentido del humor tienen una inteligencia verbal y no verbal más alta, y puntúan más bajo en la alteración del estado de ánimo y la agresividad. La personas graciosas no solo son inteligentes, sino que también son muy agradables. La evidencia sugiere que tener un buen sentido del humor está vinculado a una buena inteligencia emocional y es una cualidad altamente deseable en un compañero.

Los psicólogos evolutivos describen el humor como un "rasgo hereditario" que señala la aptitud mental y la agilidad intelectual de los posibles compañeros. En estudios de atractivo, tanto hombres como mujeres califican a las personas divertidas como más atractivas, y citan tener un buen sentido del humor como uno de los rasgos más importantes en una pareja a largo plazo.

En psicología se utiliza el término "estilo de humor positivo" para referirse a las personas que usan el humor para mejorar las relaciones y reducir el conflicto. Este tipo de humor se asocia con la satisfacción de las relaciones, la extroversión y una buena autoestima. Tener una visión humorística de la vida también es una buena estrategia para enfrentar las dificultades. Ayuda a las personas a manejar mejor el estrés y la adversidad.

Dada la cantidad de beneficios que trae el ser gracioso, sería bueno que comiences a reír y hacer reír a los demás. @mundiario