La psicopatía encubierta

Ojo vigilante./ Zehra Soy en Pixabay.
Ojo vigilante. / Zehra Soy en Pixabay.
Cuando se habla de psicópatas, se tiende a pensar en asesinos, violadores, secuestradores, terroristas, sicarios, etc. Pero, lejos de esto, la realidad es que convivimos con ellos.
La psicopatía encubierta

Cuando oímos la palabra “psicópata” suele venirnos a la mente un psicópata criminal, propio de una película de Hollywood o una novela literaria. Y es que cuando se habla de psicópatas, se tiende a pensar en asesinos, violadores, secuestradores, terroristas, sicarios, etc. Pero, lejos de esto, la realidad es que convivimos con ellos.

Los psicópatas integrados, se encuentran perfectamente camuflados en la sociedad y muestran una aparente normalidad aunque en realidad tienen una agenda de maldad encubierta. Todos sus actos siempre van a ir orientadas al beneficio propio y/o al perjuicio ajeno, pero este daño lo harán disfrazando sus  conductas mediante una interpretación magistral de buenas intenciones, por lo que las víctimas no sospecharán el peligro ante el que se enfrentan. Se trata de un maltrato psicológico , moral y financiero que no deja huellas, pero que acaba destruyendo a las víctimas por completo. Es por esto que el abuso psicopático se conoce también como “abuso invisible”.

Así pues, nuestra misión como asociación es informar a la sociedad sobre dicho patrón de comportamiento y evitar de esta manera que sigan provocando más daño de manera encubierta. Entre sus características se encuentran:
Gran importancia a su imagen social mediante la construcción de un personaje.

- Capacidad de interpretación emocional, llegando a poder derramar lágrimas, alterar el tono de voz, fingir ataques de pánico o epilépticos, enfermedades graves, etc.

- Mentiras continuadas y constantes sobre cualquier aspecto de su vida y su persona.

- Necesidad de poder y control sobre los demás.

- Envidia patológica camuflada.

- Odio y sed de destrucción que no muestran abiertamente.

- Ausencia de empatía y de compasión hacia el prójimo.

- Ausencia de emociones como alegría, ilusión, emoción, paz, tristeza o miedo.

- Atracción por la adrenalina, pues les proporciona cierta sensación emocional positiva.

- Capacidad de camuflaje simulando ser personas de bien mediante multitud de disfraces (ej: “padre/madre abnegado/a” “amante de los animales”, “persona religiosa o espiritual”, etc.).

- Capacidad de manipulación mediante multitud de técnicas psicológicas, como son el victimismo, el chantaje emocional, la proyección o culpabilización, el Gaslighting o alteración de la percepción de la realidad, el aislamiento de la víctima, la creación de bandos en grupos de personas, la invención de sucesos, y un largo etcétera. Esta capacidad de manipulación puede llegar al lavado de cerebro de la víctima en muchos casos.

- Narcisismo y gran afán de protagonismo, buscando ser el foco de atención en todo momento. Sienten que son superiores a los demás y merecen un trato especial.

- Incoherencia entre hechos y palabras.

- Estilo de vida parasitario y aprovechado, llegando muchos de ellos a ser estafadores económicos o ladrones.
Ausencia de valores éticos o morales ni límites de ningún tipo (a menos que algo les pueda acarrear una consecuencia negativa).

Cuantas más personas sean conscientes del abuso psicopático, mejor podrán detectar las señales de advertencia y salvarse a sí mismas o a sus seres queridos de los graves efectos y de estar en una relación con un psicópata encubierto.

MOTIVACIÓN DE ESCRIBIR SOBREVIVIENDO A UNA PSICÓPATA

Sobreviviendo a una psicópata es una historia sobrecogedora en la que se puede observar las dos fuerzas que dominan el mundo: la fuerza del amor y la maldad en su estado más elevado.

Muchas veces la realidad supera a la ficción y este es uno de esos casos. Se trata de un manual imprescindible para todo aquel que desee entender el proceso psicológico por el que pasa cualquier víctima de un psicópata integrado o psicópata narcisista.

Sobreviviendo a una psicópata da a conocer al mundo la existencia de psicópatas encubiertos, que están plenamente integrados en la sociedad, y que causan verdaderos estragos en sus víctimas. Pero Sobreviviendo a una psicópata no es sólo una historia. Es la historia de muchos y muchas, donde se da voz a los que no pueden hablar todavía. Es la voz de los que algún día contarán su historia tras leer este libro. Es una luz y una guía para que la sociedad conozca quiénes son los psicópatas encubiertos y puedan reconocerlos antes de sufrir las consecuencias. 

RED PHAROS

Red Pharos, Orientación Sobre Psicopatía, es una asociación internacional que tiene como propósito visibilizar la existencia de la psicopatía encubierta e informar de los terribles estragos que provoca esta condición a millones de víctimas en el mundo. Su misión es, pues, crear conciencia social sobre el abuso invisible ejercido por seres que permanecen camuflados entre nosotros.

Se trata de una organización formada por un equipo internacional situado en diferentes países y les une la experiencia, el conocimiento y la pasión por desvelar al psicópata narcisista en la sociedad.

En Red Pharos se basans en las investigaciones del doctor Robert Hare. El doctor canadiense en psicología Robert Hare es el investigador de mayor renombre a nivel mundial en psicopatía, con más de 30 años de investigaciones científicas. Robert Hare señala que los psicópatas no solamente están en las cárceles, sino que pueden ser amantes, esposos, compañeros de trabajo, hijos, amigos de nuestro entorno cercano que, tarde o temprano, van a causar verdaderos estragos en nuestra salud y nuestros recursos; la mayoría de las veces, sin que nos demos cuenta. @mundiario con texto de Red Pharos.

La psicopatía encubierta
Comentarios