Buscar

MUNDIARIO

La humedad no solo arruina tu cabello: esto es lo que le hace a tu piel

Si bien la humedad tiene quizás un efecto más obvio en el cabello, puede ser igualmente desastrosa para la piel. 

La humedad no solo arruina tu cabello: esto es lo que le hace a tu piel
Cabello maltratado y seco. / Recetasparaadelgazar.com
Cabello maltratado y seco. / Recetasparaadelgazar.com

Firma

Sara Rada

Sara Rada

La autora, SARA RADA, es colaboradora de MUNDIARIO. Comunicadora social venezolana, ejerce como redactora creativa y productora audiovisual en distintos medios digitales internacionales. @mundiario

La humedad se asocia más a menudo con el cabello: el agua en el aire levanta las cutículas, separa las hebras y produce frizz. Si bien la humedad tiene quizás un efecto más obvio en el cabello, puede ser igualmente desastrosa para la piel. ¿Tiendes a lucir más brillante durante los meses de verano?, ¿o tu piel generalmente se siente fuera de balance, deshidratada y resbaladiza por el aceite?

Como resultado de la humedad, puede haber un aumento en la producción de sebo y los problemas de la piel se pueden desencadenar desde allí. Además, el aumento de la sudoración durante el calor puede en realidad dejarte deshidratado, lo que puede hacer que tu piel se seque y puede comenzar a producir en exceso el aceite.

En cuanto a los brotes de espinillas, se puede decir que tiene que ver con el hecho de que los poros se abren en calor y humedad. Es una reacción similar que podrías ver después de estar en un sauna. En esos casos, es genial, pues deseas que tus poros estén abiertos, ya que puede ayudar a la desintoxicación de la piel más rápido, así como a obtener buenos ingredientes para penetrar más profundamente. ¿Pero en la vida cotidiana? Eliges cualquier protector solar, maquillaje, suciedad o contaminantes para aplicar sobre tu piel que pueden deslizarse y quedar atrapados allí.

Nuestra piel es responsable de regular nuestra temperatura interna. Por lo tanto, cuando está demasiado caliente y húmeda, tu piel intentará enfriarla mediante el sudor. Por lo tanto, los poros se abren y luego se conectan las glándulas sudoríparas y las secreciones de aceite. Las bacterias que causan el acné se introducen en las glándulas sebáceas que están llenas de lípidos y grasas, y el sueño de una bacteria se hace realidad. Se asienta, causa inflamación y así es como se contrae el acné. Entonces, ¿cómo se supone que la debes tratar? 

No es como si el mercado del cuidado de la piel estuviera lleno de humectantes con la etiqueta "escudos contra la humedad. Lo primero es evaluar tu clima. Si vives en un ambiente relativamente ventilado, incluso si tienes una racha húmeda ocasional, probablemente estarás bien. 

Cambiar drásticamente tu rutina de cuidado de la piel probablemente será más irritante para la piel que el cambio climático temporal. Sin embargo, si vives en zonas propensas a la humedad, es probable que te beneficies al aligerar los lavados de cara y los humectantes en el verano. Usa menos aceites y bálsamos y más cremas hidratantes de textura livianas para mantener la piel hidratada después de sudar.   @mundiario