La eterna lucha por conservar nuestro patrimonio gastronómico

Viñedos de la Ribeira Sacra, zona que promociona el enoturismo. / Mundiario
Viñedos de la Ribeira Sacra, zona que promociona el enoturismo. / Mundiario

España tiene muchos vinos de calidad reconocidos a nivel mundial. La calidad de la tierra de sus distintas áreas geográficas aportan vides exclusivas y singulares que sin duda merecen su gran popularidad.

La eterna lucha por conservar nuestro patrimonio gastronómico

En un principio, los regímenes de calidad se crearon como una herramienta para abrir nuevas oportunidades en los incipientes mercados. Igualmente, cabe destacar que la promoción de las indicaciones geográficas (IGP) ayuda indiscutiblemente a los diferentes productores de la Unión Europea a buscar su sitio a nivel internacional.  Sin embargo, lo más importante ahora mismo es proteger la importante propiedad intelectual. Así lo afirma la Oficina Europea de Policía (Europol) ante la gran proliferación de copias de estos productos que se están encontrando cada día en el ‘viejo continente’.

Por otro lado, la agencia de noticias Efe explica aquí que no todo son malas noticias para este sector, ya que también hay nuevas ventajas comerciales: “Según los datos de la agencia estadística comunitaria, Eurostat, las exportaciones agroalimentarias de la Unión Europea en 2016 alcanzaron un nivel récord de 130.700 millones de euros. Esto es en parte, gracias a las nuevas posibilidades comerciales generadas por la Comisión Europea para los agricultores y ganaderos europeos”. 

Respecto a la pregunta de cómo parar las copias ilegales que están sufriendo las indicaciones geográficas, la respuesta está en aumentar los regímenes de calidad de la UE, programados para proteger tanto a alimentos y productos orgánicos, como a vinos, o bebidas espirituosas: “En la actualidad, 1.402 productos alimentarios están registrados con Indicaciones Geográficas, alcanzando un valor estimado en 11.500 millones de euros en el mercado”.

El enoturismo con denominación de origen sigue creciendo en España

Parece ser que juntar dos pasiones, normalmente, funciona. Y si no que se lo digan al genio que decidió unir el turismo con la enología. Eso sí, mezclando gastronomía, cultura, historia, y por supuesto, patrimonio industrial. El enoturismo nos ofrece la posibilidad de conocer el mundo del vino desde dentro, y al parecer a los españoles nos está gustando, y mucho. Según señala en esta noticia, la Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin): “El enoturismo creció un 21% en nuestro país durante 2016, con 2,7 millones de visitantes. Respecto al volumen de negocio, asciende actualmente a 54,2 millones de euros”.

Por esta razón, ante el éxito del enoturismo a nivel nacional no es de extrañar que cada vez haya más amantes del vino que opten por una profesionalización tecnológica del sector, y además, deseen aspirar a conseguir una proyección lo más internacional posible. A día de hoy, las empresas vinícolas son más conscientes que nunca de la importancia de poder difundir sus nuevos productos y servicios en los ya no tan ‘nuevos’ canales de comunicación. Es decir, en Internet y las famosas redes sociales. 

Al fin y al cabo, la mayoría del público objetivo se encuentra más de 4 horas de media al día conectado a la Red de Redes. En este sentido, observamos como muchos productores, distribuidores, o incluso, vendedores de vinos, luchan por destacarse frente a su competencia a través de la creación de una página web. De hecho, existen alojamientos webs como el mostrado aquí, directamente especializados en el mundo de la enología y con la terminación .wine, con la clara finalidad de atraer a la audiencia adecuada en el menor tiempo posible.

Por suerte, en España tenemos muchos vinos de calidad reconocidos a nivel mundial. La calidad de la tierra de las distintas áreas geográficas en nuestro país, nos aportan vides exclusivas y singulares que sin duda merecen su gran popularidad. Asimismo, también influye la profesionalización y la revolución tecnológica en la que se encuentra sumergida el sector. Por este motivo, si quieres iniciarte en el mundo vitivinícola español y no sabes por dónde empezar, te dejamos 10 excelentes vinos elegidos por nuestro compañero Abraham Muinelo, y que en sus propias palabras: “elevarán tus catas a otra dimensión”.

La eterna lucha por conservar nuestro patrimonio gastronómico
Comentarios