¿Es posible ahorrar en Black Friday?

Perfumes. / RR SS
Perfumes.
En este 2019, el Black Friday tendrá lugar el próximo 29 de noviembre y si queremos sacar el mayor partido a este día y conseguir un cierto ahorro para nuestro bolsillo es aconsejable tener en cuenta una serie de aspectos.
¿Es posible ahorrar en Black Friday?

Un año más se acerca el Black Friday, un evento al que cada vez más personas se suman. A pesar de que comenzó siendo una fiesta originaria de Estados Unidos, el Black Friday se ha vuelto cada vez más famoso en Europa, y el caso de España no es una excepción. En este 2019, el Black Friday tendrá lugar el próximo 29 de noviembre y ya son muchos los que expectantes buscan ofertas online en perfumes club y otros productos rebajados de precio de manera considerable. No obstante, una duda se presenta en muchos hogares: ¿Es posible ahorrar en el Black Friday? Y, sobre todo, ¿Cómo conseguir que nuestras compras nos resulten realmente rentables?

El Black Friday: de Filadelfia al resto del planeta

Todo comenzó allí, en Filadelfia. El término Black Friday nació para describir el incesante y denso tráfico de personas y de turismos que circulaban por los espacios públicos el día después de Acción de Gracias. Fue de la mano de los agentes de seguridad, quienes debían regular tal tránsito, que el término comenzó a usarse, allá por el 1961. Con el tiempo, el color negro de tal mare magnum de personas se identificó con las cuentas de los comerciantes, que dejaban de estar en números rojos a tener un aspecto más recaudatorio. Hoy en día el Black Friday se presenta año tras año como una oportunidad, tanto para los que quieren vender, como las personas que quieren aprovechar los descuentos y comprar ciertos productos que en otras épocas del año tienen precios más altos e incluso prohibitivos.

Lograr ahorrar y sacar partido al Black Friday

Sin embargo, si queremos sacar el mayor partido al Black Friday y conseguir un cierto ahorro para nuestro bolsillo es aconsejable tener en cuenta una serie de aspectos, como son por ejemplo:

> Hacer una lista de los productos que queremos adquirir: de igual manera que hay un dicho popular que recomienda no hacer la compra cuando se está hambriento, si queremos aprovechar al máximo el Black Friday es recomendable que antes de que llegue el día determinemos qué artículos nos gustaría comprar.

> Ordenarlos por orden de preferencia: una vez que tenemos esa lista, es importante que la ordenemos por preferencia y, también, que hagamos una estimación aproximada del presupuesto con el que contaremos.

> Comparar precios antes y durante: comprar un artículo rebajado no significa necesariamente comprar algo a buen precio. Por eso, y aprovechando que sabemos de ante mano cuándo será el Black Friday, podemos hacer un sondeo del precio de los productos que queremos comprar cuando estos se encuentran a “precio normal”, sin rebajar. Solo así podremos saber si, llegado el Black Friday, estamos realmente ante un descuento real o no.

> Productos costosos: los productos que normalmente tienen un precio más elevado suelen ser a los que más les afectan los descuentos. No será lo mismo un descuento del 5% en un producto que normalmente cuesta un euro que otro que suele costar 20. Por eso, a la hora de hacer nuestra lista de prioridades es importante tener en cuenta también este aspecto. @mundiario

¿Es posible ahorrar en Black Friday?
Comentarios