Por qué los episodios de estrés durante las noches te hacen engordar

Mujer comiendo sin control.
Mujer comiendo sin control.

El estrés puede hacerte ganar unos cuantos kilos y no solo porque te genera ansiedad, también altera tus hábitos y afecta a distintas hormonas de tu organismo.

Por qué los episodios de estrés durante las noches te hacen engordar

Un episodio de estrés te hace engordar, especialmente durante las noches, cuando solemos atacar la nevera y comer lo que sea para calmar esa terrible ansiedad que nos genera lo que sea que nos esté preocupando. Pero este no es único problema que puede generarte el estrés, también nos encontramos con un cambio radical de hábitos y la alteración de distintas hormonas que inciden en el apetito.

Un estudio realizado por la Universidad de Stanford y publicado en la revista Cell Metabolism revela que además de los mencionados problemas, nos enfrentamos al cambio de ritmo de los glucocorticoides, que desmonta las razones de por qué estos episodios durante las noches nos hacen engordar más.

¿Qué son los glucocorticoides?

Para comprender por qué, primero hay que saber qué son los glucocorticoides, que se trata de hormonas catabólicas que participan en nuestro metabolismo. En términos simples, los glucocorticoides tienen un ciclo de 24 horas que producen esa sensación de hambre cerca de las ocho de las mañana (en personas sanas), donde tienen su pico más alto, y tiene su punto más bajo alrededor de las tres de la mañana, cuando tenemos menos hambre y deberíamos -en teoría- estar dormidos.

Los glucocorticoides, que inciden en la glucogénesis y glucogenólisis, son esenciales para regular las horas en que sentimos hambre, por lo que si se descontrola, nuestro apetito cambia completamente. ¿Qué lo descontrola? El estrés.

Es conocido que los niveles altos de glucocorticoides favorecen la conversión de las células precursoras de grasa, en células grasas. Si su ritmo varia o cambia radicalmente, este llega a afectar la conversión de las células precursoras, por lo tanto, cuando experimentamos mucho estrés terminamos llenándonos de células grasas.

A lo anterior debemos relacionar la ansiedad y nuestro descontrol al comer exageradamente, especialmente comida poco beneficiosa como galletas o cereales azucarados en horas nocturnas. @mundiario

Por qué los episodios de estrés durante las noches te hacen engordar
Comentarios