¿Cuál es su propósito de vida en este año 2022?

Mujer haciendo planificación./ Karolina Grabowska en Pixabay.
Mujer haciendo planificación./ Karolina Grabowska en Pixabay.
Elaboré 5 puntos que creo sean fundamentales para una nueva actitud ante la vida. Vale la pena echarle un vistazo.
¿Cuál es su propósito de vida en este año 2022?

¿Por qué la gente decide planificar cambios solo al final o al comienzo del año? ¿Por qué esperamos promover cambios fundamentales para mejorar nuestra calidad de vida y bienestar solo en una fecha específica?

Evidentemente, existe un factor cultural fuerte en el que la simbología es el cierre de unos pasos para iniciar otros.

Sin embargo, ¿sería realmente necesario esperar 365 días para llevar a cabo esa renovación que necesitamos, para proceder con el inicio de un proceso de autoconocimiento y autodesarrollo? ¿Realmente necesitaríamos un marcador de tiempo para planificar la resolución de situaciones pendientes?

Entre tantos proyectos que desarrollamos, como perder peso, hacer un nuevo curso, aprender una nueva habilidad, entre tantas cosas, creo que se está olvidando la principal: un plan de desarrollo para nuestra evolución personal.

He enumerado aquí con mucho cariño 5 puntos que creo que son fundamentales para un nuevo puesto en la vida.
 

1- ¿Te perteneces a ti mismo?

Eres tú quien decide el momento de pertenecer. En otras palabras, es usted quien debe tener el poder sobre sí mismo y no las personas, los objetos y las condiciones, especialmente aquellos que nos causan daño o dolor. Cualquier cambio es parte de una decisión que condicionará nuevos comportamientos, creará nuevas sinapsis neuronales, nuevas formas de ser, ver y relacionarse con las personas y el mundo que nos rodea.

Estamos constantemente en proceso de transformar nuestro ser, a través de nuevas dinámicas que queremos experimentar en nuestra vida. Sin embargo, no olvidemos que es totalmente contraproducente esperar que los cambios que queremos que ocurran desde afuera hacia adentro.

Por tanto, es fundamental que entremos en un proceso de toma de conciencia de lo que queremos, por qué lo queremos y qué movimientos tenemos que hacer para que esta transformación se produzca. Somos los que decidimos cuándo dejar que la primavera florezca nuevas experiencias, trazar nuevas direcciones y seguir nuevos caminos. La mayoría de nuestros grilletes somos nosotros los que creamos, ya que somos esencialmente libres, aunque a menudo no somos conscientes de ello.

2- ¿Cuál es tu participación en los cambios que se producen en tu vida?

¿Planeas tu vida o simplemente esperas que sucedan cosas o que otras personas elijan en tu lugar? Sí, puede suceder que nos sintamos confundidos entre tomar un camino u otro, pero recuerda que el mejor camino que eliges es aquel en el que tú eres el referente. Es decir, si bien hay otras personas involucradas en nuestra dinámica de vida, hay temas pendientes que solo podemos resolver con nosotros mismos, cara a cara, de lo que necesitamos cambiar y sanar en nosotros, siendo algo interno, íntimo y personalizado.


Por lo tanto, sea más participativo con las cosas que le suceden. Cambia hoy, transforma, evoluciona, hazlo diferente hoy, ahora, no esperes ni un segundo más. Deje de sabotearse esperando momentos puntuales, circunstancias externas, fechas fijadas y culturalmente establecidas y pactadas con brindis con champán y fuegos artificiales. Tú eres quien establece tus cambios según tu momento, tus prioridades y necesidades. No te dejes engañar, cuanto más pospongas las cosas, más horas pasan por las manos del boicot automático que te propusiste con la esperanza de que otros o las circunstancias se encarguen de cambiar algo en tu vida.


 
3- Todo lo que te suceda directa o indirectamente es tu responsabilidad:

Deja de subcontratar responsabilidades y sobre todo tu felicidad. Asume el poder de tu "destino", de tus elecciones y consecuencias, ya sean "buenas" o "malas". Todo es entrenamiento y aprendizaje. No existe un parámetro que pueda definir el compromiso que tienes contigo mismo y con tu evolución. Deja de victimizarte, sé proactivo y cambia lo que no es agradable para ti, no aceptando ganancias secundarias que boicoteen tu progreso y tu felicidad. ¿Alguna vez has pensado en cambiar tu perspectiva y dejar de ser una víctima de ti mismo y de los demás?


A partir de hoy, siéntate y ten una conversación sincera contigo mismo: ¿qué te trae plenitud, qué te armoniza, qué te hace pleno y feliz? Una vez identificados, intégralos a tu vida diaria. Solo a través de una reforma íntima, podremos seleccionar lo que va y lo que se queda. ¡No solo vive, existe!

4- ¿Tiene patrones de repetición negativos?

Para deconstruir patrones negativos, es necesario salir de la infame zona de confort, hacer diferente, seguir nuevos caminos, dejar atrás viejos atajos que traen los mismos resultados, pero que insistimos en continuar, en dar una oportunidad más a esos patrones negativos que tenemos. Para proceder a la deconstrucción de estos patrones que ya no deseamos dar lugar a nuestras conductas, es fundamental trabajar sobre las creencias que las alimentan. Y derribar viejos muros y construir una nueva arquitectura solo será posible a través del autoconocimiento.

El autoconocimiento nos muestra de dónde viene esa culpa destructiva que nos martiriza, el miedo que nos inmoviliza, la angustia desesperada que nos desgarra el alma y que tantas veces no podemos explicar exactamente por qué. El esclarecimiento de estos contenidos “ocultos” nos permite elaborar y en consecuencia “liberar” nuestro ser. ¿De verdad quieres tener calidad de vida y hacerlo de otra manera? Invierte en el autoconocimiento.

5- La importancia de la gratitud:

La prosperidad solo será parte de su vida cuando desarrolle un sentimiento genuino de gratitud. La falta de gratitud promueve el desarrollo de la comparación, y este paralelo comparativo a menudo conduce a la envidia y toda la gama de sentimientos que culminan en arrepentimientos, quejas, sentimientos de escasez y precariedad. La ingratitud se establece en la falta. Todo se percibe como insuficiente y nada satisface.


Por el contrario, la gratitud transforma nuestra vida al bendecir y dar gracias por lo que automáticamente disfrutamos y que normalmente reconoceríamos su importancia, cuando nos lo quitan, cuando lo necesitamos. Es precisamente la percepción de ausencia, la sensación de escasez, de lo que todavía no tenemos ni disfrutamos, de lo que no hemos logrado, lo que nos hace infelices. Esto se debe a que a menudo nos centramos en puntos de nuestra vida que aún no han prosperado o que no hemos percibido.

Por lo general, no nos centramos en la riqueza diaria que tenemos y no me refiero solo a la prosperidad material, sino a la prosperidad en todos los sentidos, especialmente a la prosperidad existencial. La gratitud es más que un entrenamiento diario en el agradecimiento mecánico, es un sentimiento genuino de plenitud y felicidad. Dar gracias es terapéutico, curativo y reconfortante.

Entonces, ¿ya has agradecido hoy por las bendiciones de tu vida, por lo que disfrutas aquí y ahora? ¿Alguna vez te has parado a imaginar cómo sería tu vida sin estos usufructos que se utilizan en tu vida diaria?

6- Es de pequeñas decisiones diarias que nacen cambios significativos:

 ¿Conoce sus decisiones, incluso aquellas que cree que no tienen repercusiones significativas? Como dice el antiguo refrán chino: "El hombre que mueve montañas, comienza cargando pequeñas piedras". Reflexione sobre lo que ha hecho con su vida, ya sea que esté consciente de sus elecciones o si se toman por impulso.

A modo de conclusión

No hay un marcador de tiempo para las elaboraciones que se necesitan con urgencia en nuestro ser. Entonces, deja de engañarte y comienza a hacer los cambios que consideres necesarios para mejorar la calidad de tu vida ahora mismo.

Espero sinceramente que en este año 2022, no solo hagas nuevos proyectos, sino que, sobre todo, la empresa más grande, ¡el proyecto más grande sea tú mismo! @mundiario

¿Cuál es su propósito de vida en este año 2022?
Comentarios