Cómo dar el paso de una relación online a una offline

Mujer haciendo búsquedas en Internet. / Mimi Thian. / Unsplash
Mujer haciendo búsquedas en Internet. / Mimi Thian. / Unsplash
¿Te sientes nervioso? Díselo a tu pareja. Las parejas deben apoyarse y externalizar tus nervios te ayudará a verlos de una forma más relativa ya que sabrás que la otra persona está dispuesta a ser comprensiva.
Cómo dar el paso de una relación online a una offline

Cada vez hay más gente que optar por buscar pareja en internet porque nos permite socializar con gente en cualquier momento. La ventaja de no tener que arreglarse, salir hasta tarde, etc, se ajusta muy bien al trepidante ritmo de la vida de hoy en día.

Sin embargo, una de las desventajas de las citas online es que la pareja puede acomodarse y poner barreras para empezar a verse en persona. Puede ser por timidez o por miedo a que las cosas no funcionen, pero a pesar de ello, llega un momento en que es lo mejor que se puede hacer si queremos que la relación prospere.

Por eso, aquí te damos algunos consejos para dar el paso y convertir tu relación online en una relación offline.

1. Decídete

¿No estás seguro de hacerlo? Escribe en un papel los pros y los contras. Si los contras derivan del miedo a que salga mal, es el momento de dar el paso. Las relaciones también se rompen cuando no evolucionan y si os entendéis bien online, no tiene por qué cambiar offline.

2. Habla de ello

Obvio, ¿verdad? Pero no nos referimos solo a que habléis de ello en el sentido de acordar un lugar de encuentro, sino de que exteriorices tus sentimientos. ¿Te sientes nervioso? Díselo a tu pareja. Las parejas deben apoyarse y externalizar tus nervios te ayudará a verlos de una forma más relativa ya que sabrás que la otra persona está dispuesta a ser comprensiva.

3. Ponte ropa con la que estés cómodo

Cómodo no solo significa que no te tiren las costuras o te apriete el pantalón, sino que debes sentirte seguro con ella. Es importante que te sientas bien y tú mismo. Muchos cometen el error de arreglarse demasiado y esto genera un ambiente un tanto hostil. Escoge un look que suelas llevar en tu día a día y te favorezca. Con eso bastará.

4. Acordad una primera cita corta y en público

La primera cita puede ser complicada. Si los dos estáis nerviosos os costará tener una conversación natural.

Mejor que quedar para cenar en un restaurante, donde te autoobligas a estar frente a la otra persona y sin mucho que hacer durante más de una hora, podéis quedar para dar un paseo por un parque. El hecho de pasear y estaros moviendo eliminará parte de la ansiedad. Además, los animales, las plantas y las personas que vayan cruzándose en vuestro camino serán una buena excusa para charlar en caso de que estéis un poco atascados.

Aunque tengáis muchas ganas de veros, es mejor que en la primera cita os quedéis con ganas de más. Un encuentro de media hora puede bastar para romper el hielo y dar pie para una segunda cita.

¿No merece la pena quedar para solo media hora? La excusa puede ser quedar para preparar la siguiente cita, y podéis considerarla a esta la primera cita de verdad.

5. En la segunda cita, buscad un plan activo

Igual que en la primera todavía es demasiado pronto para dejarlo todo en manos de la conversación. Lo ideal es una pequeña excursión a alguna localidad cercana donde podáis pasear, ver algún monumento y comer juntos. Os valdrá para distraeros del hecho de que es la primera cita y todo será mucho más natural.

Cómo dar el paso de una relación online a una offline
Comentarios