El arte como expresión de sentimientos y catarsis emocional

Arte prehistórico en la Cueva de Altamira en Cantabria, España./ janeb13 en Pixabay.
Arte prehistórico en la Cueva de Altamira en Cantabria, España./ janeb13 en Pixabay.

Los seres humanos se desarrollaron con el arte y su salud no se podía disociar de él. ¿Quieres saber un poco sobre los beneficios del arte en la salud física y mental?

El arte como expresión de sentimientos y catarsis emocional

El arte juega un papel importante de catarsis en la clínica terapéutica, ya que se encuentra con procesos psicológicos profundos, de nuestros arquetipos en los que confirmamos simbólicamente ciertas características y condiciones que conciernen al inconsciente colectivo de la humanidad, teniendo así una importancia contribuyente en la formación de nuestra personalidad individual.

Los seres humanos se desarrollaron con el arte y su salud no se podía disociar de él. ¿Quieres saber un poco sobre los beneficios del arte en la salud física y mental?

Desde los albores de la humanidad, el arte ha estado presente en las cuevas, cuando el hombre aún no tenía un dominio completo del lenguaje y la escritura, presentando, por tanto, una importancia crucial en los procesos de desarrollo psíquico, filogenético, social y cultural de la humanidad. A través de la semiótica del arte rupestre, el hombre prehistórico supo transmitirse información entre sí, con el fin de asegurar su supervivencia, además de ser un recurso que proporcionaba un vínculo social.

Este arte estaba ligado a la economía, siendo también un centro de comunicación que impregnaba las relaciones sociales cuando el hombre aún no había desarrollado ningún código lingüístico. Además de la utilidad informativa y comunicativa, el hombre también quiso dejar su huella en la posteridad, por ejemplo, cuando sus manos fueron pintadas y pegadas a las paredes, dejando la huella indeleble de un posible intento de autoafirmación, es decir, su firma, y ​​tal vez una posibilidad de eternidad.

Así, el lenguaje pictórico fue y sigue siendo parte del desarrollo evolutivo del hombre como especie y de su desarrollo psíquico como individuo. Estas etapas evolutivas de la humanidad se observan en las etapas del desarrollo psicomotor de nuestros hijos, ya que garabatean y pintan antes de obtener la escritura, transitando y reviviendo su desarrollo individual como niño, pero también como especie durante el período evolutivo del hombre. ¿Recuerdas a tus hijos pintando las paredes de la casa incluso antes de escribir?

Como patrimonio de la humanidad, y como parte de la formación psíquica evolutiva de la especie humana, el arte también se encuentra con procesos psicológicos más profundos, de nuestros arquetipos en los que confirmamos simbólicamente ciertas características y condiciones del inconsciente colectivo, teniendo también una importancia coadyuvante en la conformación de nuestra personalidad individual.

El lenguaje artístico tiene su propia semiología, ya que se comunica más allá del lenguaje hablado o escrito, ya que se trata de la comunicación de las emociones, el inconsciente, el orden de lo indecible.

Por ello, se utiliza con excelentes resultados en procesos terapéuticos, siendo un instrumento de catarsis, en la expresión de sentimientos, pensamientos, ideas, fantasías, traumas y conductas emocionales poco elaboradas, que conducen al individuo al movimiento del autoconocimiento, curación y control de alguna enfermedad o trastorno. @mundiario

El arte como expresión de sentimientos y catarsis emocional
Comentarios