Historias de las Copas del Mundo: Montevideo, la gran capital del fútbol

Vista aérea de la ciudad de Montevideo. / www.fifa.com
Vista aérea de la ciudad de Montevideo. / www.fifa.com
La ciudad acogió la totalidad de los partidos del primer Mundial de Fútbol en 1930.Tres estadios fueron los encargados de recibir a las 13 selecciones, que se presentaron en la magna cita. 
Historias de las Copas del Mundo: Montevideo, la gran capital del fútbol

Cuando la FIFA designó a Uruguay como sede de su primer torneo mundialista en el Congreso Nro. 18 de la FIFA en la ciudad de Barcelona en 1929, la selección charrúa se había ganado por derecho propio, el título como la mejor selección de todo el planeta fútbol. Durante poco más de una década, el país sudamericano arrasó en las competiciones en las que participaba, como la Copa América y Juegos Olímpicos, sin embargo la infraestructura deportiva en su propio territorio no era de las mejores, y por ende tuvieron que ponerse al día en poco menos de un año, para levantar un coliseo idóneo para la gran cita internacional. Con la construcción de esta infraestructura colosal, la ciudad de Montevideo estaba lista para convertirse en parte de la historia por partida doble, porque además de recibir a la primera Copa del Mundo, también se transformó en la única ciudad en solitario donde se desarrolló íntegramente el torneo, algo que no ha vuelto a ocurrir jamás en los años posteriores, y que no se espera que ocurra, salvo una circunstancia muy extrema. 

Estadio Centenario de Montevideo durante el Mundial de 1930. / @UruguayanHeroes
Estadio Centenario de Montevideo durante el Mundial de 1930. / @UruguayanHeroes

El lugar elegido fue un enorme espacio en el campo Pereira, que en la actualidad es el Barrio Parque Batlle, un sitio residencial y de entretenimiento en el distrito de Montevideo. La estructura diseñada por el arquitecto Juan Antonio Scasso, albergaría a unos 90.000 aficionados  y llevaría por nombre el Estadio Centenario, en honor al aniversario número cien de la independencia del país sudamericano, sin embargo debido a unos retrasos previos y a las incesantes lluvias, las obras no estaban completadas para el inicio del Mundial.

Vista aérea del Estadio Gran Parque Central durante el Mundial de 1930. / @ftblsm
Vista aérea del Estadio Gran Parque Central durante el Mundial de 1930. / @ftblsm

Con ese panorama, el comité organizador tuvo que utilizar para los dos primeros partidos del torneo, que se disputaron el 13 de julio de 1930, el Gran Parque Central, con capacidad para veinte mil espectadores, propiedad del Club Nacional, y el pequeño Estadio Pocitos, que apenas podía recibir a mil personas y que era sede del Peñarol

 

El ya desaparecido Estadio Pocitos. / @fernandogoldie
El ya desaparecido Estadio Pocitos. / @fernandogoldie

Ambos encuentros se disputaron simultáneamente. Estados Unidos vs Bélgica (Grupo 4) y Francia vs México (Grupo 1) respectivamente. El primer gol de las Copas del Mundo lo anotó el francés Lucien Laurent en el minuto 19 del primer tiempo, en el Estadio Pocitos, en el triunfo de su selección 4-1. El partido entre norteamericanos y belgas quedó 3-2.Cinco días después, el 18 de julio el Estadio Centenario pudo recibir su primer encuentro. La selección local recibió a su similar peruano ante 57.735 torcedores que animaban a su equipo nacional. La victoria fue para los uruguayos 1-0 con tanto de Héctor Castro

Registros para la historia

Otra de las marcas que ostenta Montevideo, es el de la ciudad con mayor número de partidos disputados en un mismo Mundial de Fútbol de selecciones absolutas: 18 partidos en total, ubicándose por delante de Río de Janeiro con 15, divididos entre 1950 y 2014, detrás en partidos totales de Ciudad de México, que suma 23 partidos entre dos mundiales, 9 en 1970 y 14 en 1986.

La final entre Uruguay y Argentina se celebró en el Estadio Centenario ante la presencia de 93.000 aficionados. Las crónicas de la época aseguran que unos quince mil seguidores argentinos, cruzaron hacia el vecino país para ver a su selección en el encuentro decisivo, que terminó con derrota de los albicelestes 4-2.

¿Todavía existen los tres estadios?

Estadio Centenario de Montevideo. / @RomuloMChenlo
Estadio Centenario de Montevideo. / @RomuloMChenlo

El Centenario de Montevideo se transformó desde la victoria de Uruguay en la Copa del Mundo, como la sede principal de la selección charrúa. Formó parte de la organización de cuatro ediciones de la Copa América (1942,1956, 1967 y 1995) además de recibir el partido de vuelta de la final de 1983, cuando el torneo se disputaba a doble encuentro.

El estadio Gran Parque Central, sede del Club Nacional. / @Ledesmaaa1
El estadio Gran Parque Central, sede del Club Nacional. / @Ledesmaaa1

El otro recinto histórico montevideano, el Gran Parque Central, sigue estando de pie desde su construcción en el año 1900, y de hecho es el estadio más viejo que todavía está en funcionamiento de toda América del Sur, y uno de los más antiguos de todo el mundo. 

 

Entretanto el Estadio Pocitos desapareció poco tiempo después de finalizado el Mundial de 1930. El Club Atlético Peñarol dejó de jugar sus partidos en el pequeño recinto en 1933, para trasladarse a El Centenario. En 1937 su campo cedió el paso al desarrollo de la capital, con la construcción de importantes arterias viales, que posteriormente dieron paso a un barrio céntrico residencial.

Tras su desaparición y después de urbanizar toda la zona, se perdió todo rastro del histórico estadio. Pasaron muchas décadas antes de que alguien asumiera el reto de desempolvar el pasado. Ya en pleno siglo veintiuno, el arquitecto uruguayo Héctor Enrique Benech asumió la tarea de buscar el lugar exacto donde se encontraba la cancha, en la cual el francés Lucien Laurent anotó el primer tanto en los mundiales de la FIFA

Así luce el terreno donde se ubicaba el Estadio Pocitos. / www.peñarol.org
Así luce el terreno donde se ubicaba el Estadio Pocitos. / www.peñarol.org

En una entrevista que concedió al diario La Nación de Costa Rica, Benech explicó: “La cancha desapareció en los 40 y se volvió un lugar calificado de Montevideo, de viviendas de clase media, con alto valor inmobiliario (...) no había registro oficiales, pero encontré en la municipalidad de Montevideo un valioso mosaico de fotos aéreas de 1926 y 1929, que me permitieron ubicar perfectamente la cancha al sobreponerlos con la foto actual.”

Como lo destaca BBC, gracias a los cuatro años de investigación de Héctor Enrique Benech, ese mítico sitio ubicado entre la avenida Coronel Alegre entre Charrúa y Silvestre Blanco en el barrio de Pocitos, ahora tiene una placa que recuerda la gesta de Laurent.@mundiario

Historias de las Copas del Mundo: Montevideo, la gran capital del fútbol
Comentarios