Los congresistas de EE UU planean acelerar el envío de armas a Taiwán

Los congresistas estadounidenses, Jimmy Panetta y Michael McCaul junto al presidente taiwanés Lai Ching-te. / RR.SS.
Los congresistas estadounidenses, Jimmy Panetta y Michael McCaul junto al presidente taiwanés Lai Ching-te. / RR.SS.
El paquete de ayuda militar, valorado en aproximadamente unos 1.840 millones de euros, se gestionará de manera "mucho más rápida" que anteriores ventas de armamento.
Los congresistas de EE UU planean acelerar el envío de armas a Taiwán

El presidente del Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes de EE UU, Michael McCaul, afirmó este lunes que el envío de armas a Taiwán se reactivará "lo antes posible", luego de que la Cámara Baja aprobara un paquete de financiación militar para la isla. Este anuncio se produce en un contexto de creciente tensión en la región, especialmente tras las recientes maniobras militares chinas alrededor de Taiwán.

En una rueda de prensa en Taipéi, McCaul destacó que está en constante comunicación con el secretario de Estado, el secretario de Defensa y el Instituto Americano en Taiwán (AIT), la embajada de facto de Washington en la isla, para agilizar el envío de sistemas de armamento. "Me gustaría que fuese más rápido, pero están por llegar", afirmó el legislador republicano, quien viajó acompañado por otros cinco congresistas.

El paquete de ayuda militar, valorado en aproximadamente unos 1.840 millones de euros, se gestionará de manera "mucho más rápida" que anteriores ventas de armamento, aseguró McCaul. "Desde que me he convertido en presidente del Comité de Asuntos Exteriores, hemos tenido que esperar un período de dos a cinco años para concretar los envíos de armas, y creo que eso es demasiado. En el caso de Taiwán, eso es demasiado", subrayó, prometiendo que la isla recibirá armamento con "la última tecnología".

McCaul también se refirió a las recientes maniobras militares de China alrededor de Taiwán y sus archipiélagos periféricos, señalando que estos ejercicios subrayan la "urgencia" de fortalecer la capacidad de "disuasión" de Taipéi. "No debería haber ninguna duda, ningún escepticismo, en Estados Unidos, Taiwán o en cualquier parte del mundo, acerca del compromiso estadounidense por mantener el statu quo y la paz en el Estrecho de Taiwán", declaró McCaul.

Andy Barr, copresidente del caucus de Taiwán en la Cámara Baja de EE UU, reiteró el compromiso de Washington de apoyar militar, diplomática y económicamente a Taiwán. "Estados Unidos está completamente decidido a mejorar la disuasión y apoyar a Taiwán", afirmó Barr.

McCaul, Barr y otros cuatro congresistas estadounidenses llegaron a Taiwán el domingo para una visita de cuatro días, durante la cual se reunirán con "altos líderes" y miembros de la sociedad civil para discutir las relaciones entre ambos, la seguridad regional, el comercio y la inversión bilateral, según un comunicado del AIT.

Uno de los primeros puntos en la agenda fue una reunión con el nuevo presidente taiwanés, William Lai Ching-te, quien los recibió en el Palacio Presidencial de Taipéi. "Espero que, con su apoyo, el Congreso de EE UU continúe aprobando acciones legislativas para ayudar a Taiwán a fortalecer sus capacidades de defensa y mejorar la relación entre Taiwán y Estados Unidos", subrayó Lai, reiterando la "determinación" del pueblo taiwanés de "defender a su patria".

Las visitas de representantes estadounidenses a Taiwán han sido constantes en los últimos dos años, incluso tras la crisis entre Pekín y Washington provocada por el viaje a Taipéi en agosto de 2022 de la entonces presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi. Taiwán se ha gobernado de manera autónoma desde 1949, aunque China reclama la soberanía sobre la isla, considerándola una provincia rebelde y no descartando el uso de la fuerza para su reunificación.

La promesa de acelerar el envío de armas a Taiwán por parte de los congresistas estadounidenses reafirma el compromiso de Washington con la seguridad de la isla y su capacidad de disuasión ante la creciente amenaza de China. Este movimiento busca fortalecer las defensas de Taiwán y asegurar la paz en la región del Estrecho de Taiwán, en un momento de alta tensión y rivalidad geopolítica. @mundiario

Comentarios