Buscar

Trump firma orden ejecutiva que prohíbe la contratación de extranjeros en el Gobierno

El decreto, publicado por la Casa Blanca en su página digital, establece que “los puestos de trabajo en el gobierno federal deben ser ofertados a trabajadores estadounidenses".
Trump firma orden ejecutiva que prohíbe la contratación de extranjeros en el Gobierno
La Casa Blanca, epicentro del poder y sede del Gobierno de Estados Unidos, en Washington DC / Pixabay.
La Casa Blanca, epicentro del poder y sede del Gobierno de Estados Unidos, en Washington DC / Pixabay.

La agenda de la Casa Blanca sigue siendo proteccionista a pesar de la gravedad de la crisis causada por la pandemia. El sesgo nacionalista y aislacionista de Washington no cesa con respecto a los flujos de trabajo que el aparato burocrático estadounidense rechaza si son de origen extranjero.

Y es que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firmó este lunes una nueva orden ejecutiva que limita la contratación de trabajadores extranjeros, todo ello como parte de su política migratoria de tolerancia cero. Esto implica que el sistema antimigratorio de la Casa Blanca ha generado todo un esquema de jerarquización social en la afluencia de mano de obra extranjero y capital humano de otros países para filtrar y seleccionar quiénes son los que cumplen con los estándares legales y económicos que exige el Gobierno estadounidense. 

La medida se anuncia poco más de un mes después de que el Gobierno suspendiera el 23 de junio varias categorías de visas de trabajo hasta finales de 2020 por la pandemia del coronavirus, entre ellas las H-1B, para profesionales extranjeros.

Esa anterior medida restringe y disminuye considerablemente la capacidad del Ejecutivo estadounidense para captar capital humano esencial que el país requiere en los sistemas vitales de la vida nacional, como lo son el sanitario, laboral, alimentario y empresarial en sectores de servicios básicos.

El decreto, publicado por la Casa Blanca en su página digital, establece que “los puestos de trabajo en el gobierno federal deben ser ofertados a trabajadores estadounidenses, incluyendo aquellos de empresas contratistas y subcontratistas”.

“Es política del poder Ejecutivo crear oportunidades para que los trabajadores estadounidenses compitan por empleos, incluidos los empleos creados a través de contratos federales”, se lee en la orden. “Estas oportunidades, particularmente en las regiones donde el gobierno federal sigue siendo el mayor empleador, son especialmente críticas durante la dislocación económica causada por la nueva pandemia de coronavirus (covid-19)”, agrega el decreto ejecutivo.

Trump asegura que la emergencia de salud pública que vive el país “reduce las oportunidades para los trabajadores estadounidenses de una manera inconsistente con el papel que los programas de trabajadores invitados deben desempeñar en la economía de la nación”.

Sin embargo, el mandatario se ha valido del pretexto de la pandemia como un elemento retórico para justificar su política de bloqueo absoluto a la inmigración mientras dure esta crisis multidimensional que tiene el epicentro mundial del brote de Covid-19 en Estados Unidos. @mundiario