Buscar

El Gobierno de EE UU pide a madres entregar a sus hijos por el coronavirus

La crisis social, económica y sanitaria que sacude al país norteamericano es el estado de conmoción del cual ahora se vale la Administración Trump para profundizar su sistema de control migratorio.
El Gobierno de EE UU pide a madres entregar a sus hijos por el coronavirus
Madres inmigrantes con sus hijos cerca de la frontera entre México y EE UU / Los Angeles Times.
Madres inmigrantes con sus hijos cerca de la frontera entre México y EE UU / Los Angeles Times.

La peligrosa política migratoria del Gobierno de Donald Trump se ha entrecruzado con la política sanitaria bajo la cual el mandatario frenó en seco la inmigración hacia Estados Unidos. Ahora, el objetivo de Washington es separar a las madres inmigrantes de sus hijos por el pretexto de la salud pública durante la pandemia de coronavirus.

“Fuimos hace poco llamadas, pero para poner, para dar nuestra autorización que nuestros hijos salieran de aquí para los patrocinadores y nosotras siguiéramos detenidas como madres de familia”, cuenta Magdalena, cuyo nombre es otro y pidió no revelarlo por temor a represalias por parte del gobierno. “¿Y qué madre va a desear o anhelar separarse de sus hijos?”, pregunta, con la voz entrecortada, según reseñó la cadena latino-estadounidense Univisión.

El medio señala que Magdalena es una de las casi 70 madres inmigrantes con hijos menores de edad detenidas por la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) en el South Texas Family Residential Center ubicado en Dilley, sur de San Antonio (Texas). Ella y su hija, Emilia, que también pidió mantener bajo reserva su identidad, llevan más de 290 días privadas de libertad luego de pedir asilo en la frontera.

“Nos presentaron un documento para que firmemos y demos autorización para que ellos se fueran con los patrocinadores y nosotros quedar aquí detenidas”, agrega la mujer, todavía con la angustia de aquel día. “Nosotras, como madres, nos sentimos impotentes ver a nuestros niños sin respuesta cuando nos preguntan por qué estamos aquí”.

Esto implica que la crisis social, económica y sanitaria que sacude al país norteamericano es el estado de conmoción del cual ahora se vale la Administración Trump para profundizar su sistema de control migratorio y gubernamental en pro de aislar a la población estadounidense bajo su proyecto nacionalista y proteccionista en todos los ámbitos. @mundiario