Nuestro deporte nacional

Deporte nacional
Deporte nacional. / Mario Barros.
Amante del deporte como es, nuestro amigo Obdulio nos trae una croniquilla sobre un evento que ya es sin duda el favorito de todos. / Texto satírico de DosBufones.com 
Nuestro deporte nacional

¡Olvídense del fútbol, el béisbol y el basquetbol! No voy a negar que son deportes emocionantes, seguidos por millones de aficionados y ampliamente divulgados. Sin embargo, ninguno de ellos se acerca en popularidad a uno que se ha convertido en el preferido de las multitudes en nuestro país. Se trata del... (redoble de tambores y sonido de platillos) ¡Shoot n’ Run!

Uno de los atractivos de esta modalidad deportiva, que puede traducirse al español como Dispara y Corre, es que no requiere de estadio o límite de tiempo. Por lo general la acción ocurre por sorpresa, lo que le añade el toque de adrenalina colectiva que lo caracteriza. El deporte puede practicarse tanto al aire libre como en interiores, aunque sus fans aseguran que cuando los eventos tienen lugar en áreas cerradas la práctica del Shoot n’ Run se torna mucho más emocionante. Un ejemplo clásico es cuando el deporte se practica en un mall o centro comercial.

Para ilustrarlo, escojamos un día cualquiera, aunque los fines de semana son ideales porque los malls están repletos de gente. Es una tarde de sábado y la gente anda caminando despreocupadamente por el centro comercial, mirando las tiendas, conversando o matando el tiempo. De repente se escucha un pop-pop-pop y durante una fracción de segundo las personas se detienen y tratan de convencerse de que son fuegos artificiales o una máquina de rositas de maíz. Entonces alguien vuelve a la realidad y grita, “¡Son disparos!” ¡Y entonces es que comienza la acción!

La gente corre despavorida en cualquier dirección, las tiendas cierran sus puertas, se escuchan alarmas, anuncios por el sistema de sonido, gritos, alaridos... Hay audaces que tratan de grabar el origen de los disparos en sus celulares, la policía que se demora en llegar, el despetronque por salir del mall, los gritos que aumentan, el correcorre que no cesa... ¿Hace falta más? 

La abundancia de armamento existente en el país garantiza que la temporada de Shoot n’ Run dure todo el año. Y como el resultado de la competencia es impredecible y los empates no existen, la emoción está siempre garantizada. No en balde Dispara y Corre se ha convertido en nuestro deporte nacional.

Confiamos en que el Shoot n’ Run se popularice en el resto del mundo, se organicen campeonatos regionales y mundiales y hasta se incluya en el calendario de los Juegos Olímpicos.

¿Se imaginan el exitazo que va a ser? @mundiario 

Nuestro deporte nacional
Comentarios