Buscar

MUNDIARIO

Estos son los caminos que aún no conocemos a la felicidad

La conexión existente entre el cerebro y el intestino cada vez es mayor y diariamente observamos la forma en que el estrés, la ansiedad y en general el sistema nervioso, afecta a nuestro bienestar intestinal y por ende, nuestra felicidad.
Estos son los caminos que aún no conocemos a la felicidad
Mujer bañada por el sol.
Mujer bañada por el sol.

Firma

Claudia Silver

Claudia Silver

La autora, CLAUDIA SILVER, es analista de tendencias y de moda. Escribe para Lifestyle y Motor en @mundiario

Yoga, meditación o alimentación equilibrada son algunos de los caminos existentes para conseguir bienestar y tener una salud de hierro tanto a nivel físico como mental. La conexión existente entre el cerebro y el intestino cada vez es mayor y diariamente observamos la forma en que el estrés, la ansiedad y en general el sistema nervioso, afecta a nuestro bienestar intestinal y por ende, nuestra felicidad. Todo ello, implica que existan procesos de inflamación y que se desarrollen enfermedades autoinmunes. Por ese motivo, debemos cuidar nuestro sistema digestivo con remedios como el Defense.pro de Biomes, que nos ayuda a proteger nuestro sistema digestivo. En este artículo hablaremos sobre los diferentes estímulos que hay para lograr la felicidad.

Fuentes desconocidas para alcanzar la felicidad

Cuando hablamos de felicidad, muchas personas piensan que consiste en fama, dinero o buen físico. Sin embargo, la realidad es que existen diferentes caminos para alcanzarla que a día de hoy siguen siendo inexplorados por la gente, pero que son simples de conseguir. Existen múltiples fuentes para tu felicidad que si bien están a la vista, a veces rechazamos.

Un estudio elaborado en la Universidad Lueven en Bélgica, confirmó que existían bacterias en nuestro intestino que aumentaban el estado de ánimo y que una flora intestinal pobre inducía a la depresión. Tal y como comentábamos anteriormente, hay una estrecha relación entre el estómago y el cerebro y la inflamación del intestino podría desembocar en un peor estado de ánimo.

Además de ello, existen otras vías para alcanzar la felicidad que conviene conocer. Una de ellas y la más evidente es el amor, puesto que nada nos hace más felices. El ejercicio y la vida saludable es otro de los caminos a explorar por las endocrinas que liberamos al practicarlo y al aprovechar los nutrientes de los alimentos. Por otra parte, los niños y las mascotas también son una fuente de felicidad, puesto que está demostrado que ayudan a relajarnos y a evadirnos de los problemas del día a día. Nos enriquecen y nos aportan la alegría que necesitamos.

Mantener un ánimo optimista y positivo ayuda más de lo que imaginamos. Todos sabemos que la felicidad se encuentra en la mente y que depende de nosotros mismos ser felices con lo mínimo o ser infelices a pesar de tener todo lo que necesitamos. Cuando se padece una enfermedad, lo más importante es la actitud, puesto que de ella depende disfrutar de una notable mejoría.

Anteriormente, también comentábamos que el yoga era una forma de conseguir la felicidad. Está demostrado que nos ayuda a evadirnos del estrés y a su vez, aumentamos la flexibilidad de nuestro cuerpo. Todo ello sin olvidarnos de la alimentación, que debe ser  equilibrada y rica en nutrientes con la que mantener la energía. A muchas personas también les afecta no solo el hecho de verse estéticamente de forma distinta, sino ser conscientes de que se están alimentando de manera inadecuada. Por esa razón, frutas, verduras o pescado deberían ser básicos en nuestra dieta semanal. Ahora que conocemos algunos aspectos para encontrar la felicidad, es el momento de ponerse manos a la obra y localizarla a través de los caminos que dependen directamente de nosotros mismos. @mundiario