Buscar

MUNDIARIO

El Príncipe William debió renunciar a su sueño de ser piloto aviador

Aunque es el heredero al trono, William tenía el sueño de seguir una carrera profesional alterna, pero debió renunciar a ella.

El Príncipe William debió renunciar a su sueño de ser piloto aviador
Príncipe William./ Instagram
Príncipe William./ Instagram

Firma

Erivan Campos Conde

Erivan Campos Conde

La autora, ERIVAN CAMPOS CONDE, es periodista y colaboradora de MUNDIARIO. Intérprete de Lengua de Señas de Guatemala. Comunicadora social con 14 años de experiencia en medios escritos, radiales, digitales y televisados. Creadora de contenidos. @mundiario

El príncipe William fue educado para ser el futuro rey de Inglaterra, sin embargo el duque de Cambridge tiene un llamado vocacional al que debió renunciar por órdenes de la Reina, pues deberá atender primero a su país y luego a sus sueños personales.

A lo largo del tiempo el príncipe William ha demostrado que es más que capaz de liderar una nación a través de una crisis, después de que él y la duquesa Kate dieron un paso al frente y asumieron más deberes reales en ausencia de la reina. A pesar de su capacidad aparentemente natural de gobernar, resultó que hubo un momento en que el duque, según los informes, quería seguir una carrera profesional alternativa, hasta que Su Majestad la Reina Isabel II le marcó el alto, según ha revelado la revista New Idea.

La prohibición

Hablando en el documental del Canal 5 William and Kate: Too Good To Be True, el comentarista real Simon Vigar alegó que William tenía prohibido seguir una carrera en el ejército. Según el locutor británico: “A William no se le permitía acercarse a la línea de frente porque la reina aparentemente ordenó que renunciará a su papel soñado".

A pesar de que se entrenó para ser piloto de helicóptero y pasó dos años volando para emergencias, cuando se trataba de servir en las Fuerzas Armadas Británicas, siempre recibió una rotunda negativa de la Reina. En las propias palabras de Vigar:“William estaba desesperado por permanecer en el ejército y, por supuesto, se entrenó para ser piloto de helicóptero. Pero al final, no se le permitió acercarse a la línea del frente”.

La Reina se negó siempre porque William es el segundo en la línea del trono y su deber principal es ese.

De piloto militar a piloto de búsqueda y rescate

Tras dejar los sueños militares, el Príncipe “Se volvió a entrenar como piloto de búsqueda y rescate en Anglesey”, según Simon y “Ayudó a salvar muchas, muchas vidas volando en ese helicóptero amarillo alrededor de las Islas Británicas (...) Y eso significó mucho para él”, agregó.

William recientemente permitió que las ambulancias aéreas reposaran en el jardín privado de su casa de Londres, del Palacio de Kensington, en medio de la Covid19. Las ambulancias aéreas aterrizaron y despegaron del campo Perks, que es lugar de aterrizaje solo para los helicópteros de la familia real.

Este detalle del príncipe William les ahorraba 20 millas de distancia por viaje y eso salvó vidas. @mundiario