Buscar

MUNDIARIO

Meghan Markle y el príncipe Harry por fin tienen nuevo trabajo

Los duques de Sussex ya saben que harán a parte de poner en marcha su organización benéfica para el próximo año. Se trata de un trabajo donde podrán ganar un millón de dólares haciendo algo que les gusta a ambos.
Meghan Markle y el príncipe Harry por fin tienen nuevo trabajo
Meghan Markle y el príncipe Harry, duques de Sussex. / @Sussexroyal.
Meghan Markle y el príncipe Harry, duques de Sussex. / @Sussexroyal.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

La autora, VALERIA M. RIVERA ROSAS, escribe en MUNDIARIO, donde fue coordinadora general. Es licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. @mundiario

Ya han pasado tres meses desde que Meghan Markle y el príncipe Harry escaparan de la corte de Isabel II e iniciaran una nueva vida en EE UU, justamente en California, donde nació la duquesa. Luego de muchas especulaciones y de mantener en pausa el lanzamiento de su fundación benéfica, los Sussex finalmente han encontrado un nuevo trabajo en el que podrán ganar hasta un millón de dólares.

Los duques han fichado por la agencia de relaciones públicas de Harry Walker, por medio de la cual ofrecen conferencias en todo el mundo. La exclusiva ha sido lanzada por Town&Country, donde afirman que el matrimonio fue contratado por la firma con sede en Nueva York, y donde podrán desenvolverse profesionalmente tras renunciar a su vida royal. La pareja, en pocas palabras, ofrecerá charlas a cambio de un millón de dólares. 

“Las conversaciones estarán relacionadas con temas importantes en sus vidas y en el mundo”, señaló una fuente para la publicación.  “Los temas a tratar estarán ampliamente relacionados con los asuntos sociales que el planeta encara, como la justicia racial, la equidad de género, la salud mental, los asuntos que impactan a las mujeres y a las niñas y el medio ambiente. También se tratará de todas las relaciones entre ellos”.


Quizá también te interese:

El príncipe Harry y Meghan Markle se quedan sin nombre para su fundación

Meghan Markle y el príncipe Harry empiezan a pagar sus caprichos


No nos sorprende el 'pero' de los duques, puesto que ambos aún deben cuidar y seguir cultivando cierta imagen. Ambos han dejado claro que continuarán dedicándose a las causas sociales, pero su fundación no les daría incentivos, así que han decidido explotar su imagen como matrimonio ofreciendo charlas y su tan solicitada presencia a cambio de dinero, claro que los temas que esperan tratar siguen siendo a favor de las causas sociales.

Al parecer Meghan y Harry iniciarán cuanto antes en su nueva marcha laboral, pero eso sí, que nadie espere que la pareja empiece a hablar de temas personales relacionados con la familia real o con ellos mismos. “No hay planes de que hablen acerca de la familia real”, afirmó la misma fuente. “Únicamente han firmado con Harry Walker para charlas, y no lo han hecho con ninguna agencia más para cualquier otro propósito”.

Muchos de los temas que tocarán estarán “relacionados con la fundación y la misión de Archewell, su nueva organización y desde la que gestionarán sus esfuerzos filantrópicos”. Los duques anunciaron el lanzamiento de su fundación una semana después de dejar a la familia real, pero con la pandemia y los problemas legales que han enfrentado para aprobar el nombre no han logrado establecer la estructura de su apuesta social. 

La firma Harry Walker es una de las más prestigiosas en todo el mundo y además de a los duques de Sussex, también cuenta con otros personajes famosos dentro de sus filas, entre ellos, los matrimonios presidenciales de los Obama y los Clinton, las hermanas Serena y Venus Williams, los actores Tina Fey, Matthew McConaughey y Lin-Manuel Miranda, la exprimera ministra australiana Julia Gillard, el exjugador de béisbol Álex Rodríguez, el exvicepresidente de EE UU Dick Cheney o la expresidenta de Pepsi, Indra Nooyi.

Pese a la cuantiosa suma que ganarán Meghan y Harry por las charlas, la pareja deberá buscar otras formas de ingreso si desean mantener su estilo de vida. La seguridad de la pareja y su hijo Archie, un tema muy polémico, está siendo costeada por el príncipe Carlos con sus ingresos privados, pero se rumorea que esto será por alrededor de un año, mientras que la pareja se ha comprometido a pagar el coste de la reforma de su casa de Windsor, Frogmore House. Aún queda por pagar 2,7 millones, además que deben pensar en pagar seguridad, viajes o una casa propia, puesto que aún viven alquilados o invitados -no lo sabemos- en la mansión del actor Tyler Perry. @mundiario