¿Fue un fracaso la vuelta de Meghan y Harry a Reino Unido?

Meghan Markle y el príncipe Harry, duques de Sussex. / @bahsetmismiydim.
Meghan Markle y el príncipe Harry, duques de Sussex. / @bahsetmismiydim.
Su única aparición oficial fue incómoda apareciendo entre aplausos y abucheos. No transcendió ni una foto con los Cambridge, ni con la reina y mucho menos con el príncipe Carlos.
¿Fue un fracaso la vuelta de Meghan y Harry a Reino Unido?

Han pasado unas semanas desde que se celebrara por cuatro días los 70 años de Isabel II en el trono. Entonces tuvo lugar uno de los momentos más esperados: la reaparición de Meghan Markle y el príncipe Harry con el resto de la familia real. Entonces los duques de Sussex se personaron en la catedral de San Pablo donde fueron recibidos entre aplausos y abucheos por los presentes.

Los duques de Sussex al no ser miembros en activo de la Corona británica, se sentaron en un lejano puesto junto al resto de la familia que no cumplen actos oficiales. Esta norma de etiqueta impidió que se viera a los Sussex cerca del príncipe Carlos y de los duques de Cambridge, ocurriendo lo mismo al momento de su salida.

Ese fue el único momento público en el que pudo verse a los Sussex con su familia más cercana, del resto no ha trascendido ninguna foto y se sabe que Kate, Guillermo y sus hijos no asistieron al cumpleaños de Lilibet, la hija de los duques, debido a que estaban en medio de los compromisos por el Jubileo de la reina. 

En este punto, la ruptura entre Guillermo y Harry es tan notoria que es imposible que ni los mejores maquilladores puedan cubrirla. Los hermanos se encuentran a años luz de lo que algunas vez fueron, algo sumamente llamativo que no deja de ser tema de conversación. 

Para algunos también es llamativo lo duro y estoico que está siendo Guillermo con Harry. Mientras que la reina Isabel II recibe a su nieto con los brazos abiertos pese a la incendiaria entrevista con Oprah que dejó a la familia como racistas, mientras, el futuro príncipe de Gales no ha vuelto a tener un encuentro cercano con el duque de Sussex y parece más que dispuesto a aplicar la ley del hielo. 

Los medios británicos aseguran que Guillermo y Kate hicieron todo lo posible para evitar estar cerca de Harry y Meghan debido a que desconfían de ellos. Los Cambridge tienen muy presente que los Sussex no temen hablar con la prensa de asuntos familiares, por tanto, no han querido darles ni un momento a solas ante la posibilidad de que cualquier paso que den termine vertido en los medios de comunicación.

Desde que Markle aterrizó en la familia real esto ha sido así. Todos se convirtió en un circo público, en especial, su relación con su padre y hermana, mientras que esa entrevista con Oprah estuvo fuera de lugar y se habló de temas muy privados donde ellos buscaron lavar su imagen a costa de los del resto de la familia. 

No han transcendido fotos de los Sussex con la reina, tampoco con el príncipe Carlos y muchos menos de los primos reunidos. Esta era la primera vez que Lilibet Diana pisaba la tierra natal de su padre y conocía al resto de la familia, pero el asunto no ha llegado más allá y todo indica que que George, Charlotte y Louis se quedaron sin conocer a Lillibet y reencontrarse con Archie, el hijo mayor de los Sussex. 

A finales de año, el príncipe Harry tiene programada la publicación de una biografía que promete ser incendiaria y que Buckingham estará mirando de cerca. Por otro lado, quedan atrás los años en que Harry era uno de los más populares de la familia real británica. Los medios no hablan mejores cosas de él y parece que el duque solo está dispuesto a perseguir polémicas pese a que con anterioridad aseguró dejar la monarquía para buscar una mayor privacidad. @mundiario

¿Fue un fracaso la vuelta de Meghan y Harry a Reino Unido?
Comentarios