Felipe VI y Letizia: 18 años de matrimonio entre embestidas de la familia del Rey

Felipe VI y Letizia, reyes de España. Casa Real.
Felipe VI y Letizia, reyes de España. / Casa Real.

En 2004 se casaba una plebeya con el príncipe de Asturias. Tras 18 años, dos hijas, la familia en contra y varias polémicas, los Reyes mantienen su unión firme y (por ahora) fuerte.

Felipe VI y Letizia: 18 años de matrimonio entre embestidas de la familia del Rey

El 22 de mayo de 2004 se casaba el heredero del trono español. Se trataba del entonces Felipe, príncipe de Asturias que entre todo el universo de mujeres aristócratas que pudo elegir como esposa, cayó rendido por una plebeya. Se trataba de la periodista Letizia Ortiz, con pasado republicano, una divorciada de armas tomar con temperamento y poco conocedora de los protocolos reales.

El príncipe logró mantener en secreto su romance hasta que anunció su compromiso y posterior boda. La boda real generó expectación, pero también fue una evaluación de la sociedad a la monarquía española que empezó a decretar, sin saberlo, el futuro de la misma que ahora guía Felipe VI como rey.

Nos referimos que entonces se guardaron las carrozas adornadas para transportar a la novia y se optó por un coche clásico. Tampoco fue una boda fastuosa como las de antaño donde la monarquía exhibía todo tipo de lujos, en cambio fue de punta en blanco, más sencilla y con lo justo y necesario. Buscaba transmitir austeridad, algo que ahora es una máxima para la Casa Real.

Imposible no hablar de lo poco que se apostaba por el matrimonio. El pensar general era que habría un divorcio en un futuro próximo, pese a la química que compartían los novios y lo felices que se veían. El pensamiento general era que la ahora reina quería trepar socialmente y aprovecharía su matrimonio para ello, además, era de temer su carácter demasiado feminista para la época que podría chocar con su papel como princesa de Asturias.

Entonces siguieron los primeros años de casados. Doña Letizia debía engendrar a un heredero entre rumores de anorexia, operaciones y la poca simpatía que tenía con el resto de la familia real. Pero el matrimonio se mantuvo unido pese a todo y llegaron las hijas, dos niñas a las que llamaron Leonor y Sofía.

Al paso de los años, el papel de los príncipes de Asturias fue mayor y más solicitado. Felipe y Letizia han logrado mantenerse al margen de los escándalos de la Familia real, donde nos encontramos el Caso Nóos, el escandalo del Rey en Botswana, la aparición de la amiguísima Corinna Larsen, el divorcio de Elena de Borbón y la obligatoria abdicación de Juan Carlos de Borbón.

 

Entonces llegaría el desafío más complicado del matrimonio: ser Reyes. El papel de Felipe VI es ejercer como jefe de Estado y esto implica que el monarca muestre ejemplaridad y transparencia, algo que la Casa Real había perdido en los últimos años de Juan Carlos I como rey. Entonces, el nuevo monarca empezó a tomar decisiones necesarias e igual de complicadas contra su propia familia. Determinó la separación de la Familia real y la Familia del Rey, en la primera figuraba su esposa, hijas y los Reyes eméritos, mientras que en la segunda estaba el resto de su familia: hermanas y sobrinas. Con lo anterior, Felipe VI determinaba que los segundos no tendrían ningún papel relevante en la monarquía y por tal no se beneficiarían del Estado, además, despojó a la Infanta Cristina de su título real por su implicación en el Caso Nóos.

En toda esta tormenta familiar, Letizia se ha mantenido como el máximo apoyo del rey. Apoyándole en cada decisión importante e intentando igualar el trabajo ejemplar de doña Sofía, quien milagrosamente no ha sido salpicada por los escándalos de su esposo y en cambio, se ha mostrado como un pilar importante de la Casa Real.

En todo esto, se ha culpado en cierta medida a Letizia por ‘separar’ a Felipe de su familia, pero solo hace falta ir años atrás cuando era el propio Iñaki Urdangarin, antes cercano a Felipe, quien no veía con buenos ojos a la princesa de Asturias y llegó a ser un enemigo dentro de la Casa real. A Letizia se le ha tachado de fría, mandona y de mujer de mucho carácter; pero nada de esto ha sido demostrado y el matrimonio ha mantenido su vida conjunta en lo privado, sin que ellos o sus hijas salgan afectadas de los escándalos que les rodean. @mundiario

Felipe VI y Letizia: 18 años de matrimonio entre embestidas de la familia del Rey
Comentarios